La patronal mejora tres décimas su previsión de crecimiento en 2014, mientras los sueldos los harán un 0,1%

La CEOE, presidida por Juan Rosell (en la imagen), ha aprovechado en viento favorable de algunos indicadores económicos y se ha subido al carro de los optimistas. En concreto, ha revisado al alza sus previsiones macroeconómicas para 2014 y 2015. Para este año prevé un avance de 1,2% -tres décimas más de lo calculó en diciembre-, y para el siguiente, un 1,8% en 2015 (dos décimas más).

No traslada, sin embargo, esa corrección a los salarios, acogiéndose a que "la recuperación del mercado laboral será gradual y la tasa de paro se mantendrá en niveles elevados" y, paradójicamente, porque la inflación -con tasa medias de IPC del 0,4% y el 0,9%- no va ser un problema.

A pesar de ello, según las cifras que maneja la patronal, los trabajadores sufrirán una pérdida de poder adquisitivo, tanto este año como en 2015, ya que el crecimiento medio de los salarios será de apenas 0,1% para estos dos años.

Mariano Tomás

[email protected]