• Roger Torrent, de ERC, ha sido elegido este miércoles presidente del Parlament de Cataluña.
  • El republicano Torrent no ha recibido los votos ni del presidente cesado ni de los consellers fugados con él en Bruselas, que han renunciado a su voto.
  • Mientras que Junqueras y otros dos diputados independentistas presos han podido delegar su voto en otros diputados gracias a una decisión de la Mesa de edad.
  • Una decisión criticada por Ciudadanos y el PP, que han solicitado que se reconsiderara esta determinación, cosa que no ha sucedido.
  • En su primera soflama independentista, Torrent ha indicado que el primer paso es "poner fin inmediatamente a la intervención de nuestras instituciones".
Roger Torrent (en la imagen), de ERC, ha sido elegido este miércoles presidente del Parlament de Cataluña. Torrent, que era el candidato con más apoyos, ha sido nombrado presidente de la Cámara catalana con los votos de los partidos independentistas. Josep Costa (JuntsXCat) y José María Espejo Saavedra (Ciudadanos) han sido elegidos, respectivamente, vicepresidente primero y segundo del Parlament. Además, los independentistas se han asegurado el control de la Mesa de la Cámara autonómica al lograr cuatro de los siete puestos. Alba Vergés (ERC), David Pérez (PSC), Eusebi Campdepadrós (JxC) y Joan García (Ciudadanos) también han sido elegidos secretarios de la Mesa del Parlament. En concreto, los independentistas renuevan su mayoría absoluta en la Mesa del Parlament al haber obtenido la Presidencia de la Cámara, una Vicepresidencia y dos Secretarías, mientras que Ciudadanos ha logrado dos puestos y el PSC el otro restante, en detrimento de los comunes, PPC y la CUP. El republicano Torrent no ha recibido los votos ni del presidente cesado ni de los consellers fugados con él en Bruselas, que han renunciado a su voto. Sin embargo, Oriol Junqueras y otros dos diputados independentistas presos han podido delegar su voto en otros diputados gracias a una decisión de la Mesa de edad que ha presidido el pleno, una decisión criticada por Ciudadanos y el PP, que han solicitado que se reconsiderara esta determinación, cosa que no ha sucedido. En su primer discurso como presidente, Torrent ha hecho una soflama independentista, como cabía esperar: "Quiero recordar los escaños vacíos, que hay tres diputados de esta Cámara en prisión preventiva. Una prisión que en opinión de gran número de juristas es absolutamente injustificada que impide que puedan ejercer sus derechos políticos". "No sería honesto por mi parte si no denunciara esta situación. En esta Cámara hay 135 voces y yo tengo que defender todas", ha dicho. El nuevo presidente del Parlament ha censurado la intervención de las cuentas de la Generalitat por parte del Ministerio de Hacienda y la aplicación del artículo 155 de la Constitución. "El primer paso es poner fin inmediatamente a la intervención de nuestras instituciones. Hay que recuperar la normalidad institucional. Corresponde a los grupos fijar la agenda y el rumbo político de los próximos años, pero en lo que depende de mí trabajaré incansablemente para que en esta legislatura la política vuelva a situarse en el centro de todo", continúa. "Nosotros aquí tenemos la obligación de defender a los que más sufren. Hagamos que esta Cámara sea una aliada de todas estas personas. Hagamos que el progreso social sea un objetivo irrenunciable", ha añadido Torrent. "Más allá de las convicciones políticas están los principios. Y en este sentido quiero hacer de la convivencia y la democracia los pilares básicos de mi mandato. Quiero contribuir a coser la sociedad catalana a través de estos dos principios", asegura Torrent. Andrés Velázquez [email protected]