La compañía despeja dudas por el mal momento en el país, con un suministro de 196 MW. Gamesa ha dado un paso importante en Brasil, un país en crisis, con la firma de un contrato para el suministro de 98 aerogeneradores, con una potencia total de 196 megavatios (MW), a Votorantim Energia, filial del grupo industrial brasileño Votorantim. Las turbinas se instalarán en siete parques eólicos ubicados del Estado del Piauí (oeste del país), según la información de la compañía a la CNMV. El contrato incluye el suministro, transporte, instalación y puesta en marcha de los aerogeneradores. Es una buena noticia para la empresa de energía eólica, ya que el acuerdo supone en torno a un 6,3% de las de este año, según los analistas de Sabadell, y supone un refuerzo en su cartera, que al cierre del primer semestre estaba en 2.847 MW, un 49% más respecto al primer semestre de 2014. Según los mismos analistas, el contrato despeja dudas sobre el impacto negativo en ese sector de la crisis económica brasileña y la devaluación de su divisa, el real. Las máquinas se fabricarán en la planta de Gamesa en Camaçari (Brasil) para ponerla en marcha a finales de 2017. Rafael Esparza [email protected]