• Espléndida base de recursos propios.
  • El margen de interés baja el 11,4%, debido a la caída de rentabilidad de las carteras de renta fija.
  • Eso sí, se reducen los gastos y la morosidad.
  • Y la bolsa no le premia.
Posiblemente este último semestre ha sido el que, de nuevo, y ya parecía que todo había vuelto a una relativa calma, el sistema bancario español ha vivido al límite de su credibilidad y de su supervivencia. Se había cerrado el ejercicio 2016 con una monotonía inusitada, con unas cifras en los balances que hacía pensar en un momento de ligero repunte, se habían asentado tensiones y hasta se podía llegar a mejorar los márgenes de intereses (eso suena a cuento de hadas). Pero parece que la alegría dura muy poco en casa del pobre y una mañana nos levantamos con una reformulación de cuentas del Banco Popular, que deja los recursos propios de la entidad a tiro de ampliación obligatoria de capital. Y a partir de aquí los terribles seis meses que ha vuelto a vivir nuestro sistema financiero, y esperemos que esto acabe aquí. Y esto ¿qué tiene que ver con Bankia? Pues tiene que ver que además del Santander, la entidad de Goirigolzarri ha estado en el ojo de huracán a propósito del empeño del ministro De Guindos, empeñado en endosarle la papeleta Popular. Suerte que el mecanismo utilizado por la JUR para resolver el problema de la insolvencia de liquidez no permitía el acceso a recursos públicos y parece que alguno olvidó que el accionista mayoritario de Bankia es el pueblo español, con un 69%. Goiri tiene claro a quién se debe y para qué se le ha contratado, que es ni más ni menos gestionar nuestros intereses en una entidad donde, más bien sin querer, nos metieron como accionistas. Vamos por lo que nos ocupa, que es dar un vistazo a las cuentas que nos ha presentado este miércoles Bankia, aunque quizás lo más importante sea este día otro tipo de situaciones, pero tenemos espacio. Empecemos por los ratios de solvencia y liquidez que en estos días son los primeros que miro después de lo del Popular, pero pueden esperar. Vamos a ver que el margen de interés ha sufrido como pocas veces y ha bajado un 11,4% respecto a 2016, debido principalmente a la caída de rentabilidad de las carteras de renta fija. Que el margen bruto también empeora un 2,3%, a pesar de que crecen ligeramente las comisiones netas, aún con la política de gratis todo que tiene la entidad. Quizás achacaremos el menor margen bruto a que el año anterior se registraron 58 millones de euros (M€) de la venta de Visa Europe. Bravo por la política de contención del gasto que otro trimestre más recorta hasta un 10% los gastos generales. Igualmente registra premio la gestión de la morosidad, que además de reducir en este semestre en un 10,1% las provisiones totales, el ratio de morosidad ha cerrado con un 9,1% que son -0,7p.p. en un año. Y por fin, el resultado neto, que se ha visto incrementado en un 6,7% por lo que ha llegado a los 514M€. Sencillito y normal, y a lo que tiene que ir, gestionar y administrar beneficios, dividendos y sobre todo ir devolviendo el dinero recibido de nuestros bolsillos, vendiendo "nuestras participaciones". De ello se habla, de colocar un 7%, pero primero habrá que gestionar la absorción de BMN, que lógicamente aún no recoge estas cuentas. De momento, con mucha tranquilidad por favor, que el ratio de capital total está en un espléndido 17,39%, además de haber emitido por primera vez 750M€ de CoCos. El ratio de liquidez en un 153% y el rating, incluso después de conocerse la fusión con BMN, en BBB. Pero todo esto puede cambiar en un momento a nada que se haga una pequeña tontería, ¿verdad Sr. Saracho? Y en especial si los "buitres" especialistas en la especulación bajista, como AQR y Marshal Wace, continúan pescando con las redes de posiciones bajísimas 0,9 y 0,82. Lo peor es que después de lo que ha pasado en bolsa con Popular, como se crea una tormenta perfecta simplemente con la caída de la acción, los reguladores continúan mirando al tendido con estas prácticas. Ojalá y no nos la volvamos a pegar. Rodrigo de Silos [email protected]