Ése es el plan del Banco de España, pero Santander, BBVA y Caixa exigen ayudas al nivel CAM para hacerse con cualquier entidad, lo que resulta inasumible. Ibercaja sigue siendo el candidato lógico para quedarse con Unnim pero también le puede tocar Mare Nostrum

Tras el desastre de la CAM, adjudicada al Banco Sabadell, el Gobierno entrante de Mariano Rajoy, así como el Banco de España, afrontan tres nuevos problemas: Unnim, CatalunyaCaixa y Novacaixa Galicia, las tres propiedad del FROB. No se apuren; no serán los últimos.Eso sí, los tres presuntos absorbentes, es decir, Santander, BBVA y Caixa no están por la labor de colaborar si no se le ponen las mismas condiciones otorgadas al Sabadell con la CAM, es decir, el chollo de los chollos.



En cualquier caso, mientras llega el momento de negociar con Botín, FG y Fainé, la idea es la siguiente.



Unnim, la más pequeña sí puede afrontarse por el método de la subasta. Quien más se ha interesado por ella es Ibercaja, entidad solvente a la que, además, también se le ha ofrecido Mare Nostrum.



CatalunyaCaixa interesa al BBVA pero no a cualquier precio. De hecho, FG es el más exigente de todos.



Respecto a Novacaixa Galicia, o Galicia Banco, como prefieran, la idea es aceptar que Núñez Feijóo, presidente de la Junta mantenga la entidad -que ya perdió el Pastor- pero a nadie se le oculta que Novacaixa necesita ayudas públicas, algo que ya empieza a tener carácter de urgencia.



Y un problema añadido: los fondos han perdido su interés por adquirir bancos en España. Dado que la solución más lógica, la liquidación de entidades inviables -zombis, como diría FG- se revela imposible.



Una maravilla esta reforma financiera, que comenzara por la obsesión de convertir las cajas de ahorros en bancos. Hace tres años teníamos la mejor banca de Europa, hoy tenemos un sector que se cae y que encima, se está salvando con dinero de todos.



Miriam Prat

[email protected]