• El PP quiere colocar a José María Roldán pero no lo considera una prioridad.
  • El candidato de Luis de Guindos es José María Sáinz Vicuña.
  • Si se deja para octubre, la candidata mejor situada es Elvira Rodríguez, aunque tendría que renunciar a su acta de diputada.
  • Ahora mismo, el PSOE cuenta con mayoría y, aun cambiando al presidente y al vicepresidente, seguiría controlando el regulador bursátil.
  • Por estatutos, la candidata lógica para sustituir a Fernando Restoy sería Ana Isabel Fernández Álvarez, traída por el propio Segura.
  • Las tres direcciones generales están ocupadas por directivos proclives al PSOE.

Con la marcha de Fernando Restoy, nombrado por el PSOE, al cargo de subgobernador del Banco de España, el PSOE no controla menos el regulador bursátil CNMV sino más, mucho más. Ahora mismo, el Consejo de CNMV está formado por seis miembros -a la espera del nombramiento del sustituto de Restoy que no obstante, permanece en el Consejo como miembro nato, en representación del Banco de España-.

Los seis de la fama son: el presidente Julio Segura, y los vocales Íñigo Fernández de Mesa, secretario general del Tesoro con el PP, los socialistas Luis Pedroche y Rojo (Agencia Tributaria con Zapatero), Ana Isabel Fernández Álvarez -traída por el propio Julio Segura y el nominado por CIU, Oriol Amat i Salas.

Lo lógico es que, por Estatutos, la nueva vicepresidenta fuera Ana Isabel Fernández. En definitiva, el PSOE seguiría controlando la institución y aún cuando se produjera un cambio antes de tiempo, es decir, antes de octubre -lo que no poco factible-, habría un empate a tres y decidiría Amat y Salas.

No sólo eso, las tres direcciones generales, Entidades, Mercados y Jurídico, están firmemente controladas por el PSOE.

Para nombrar al vicepresidente, nombramiento que correspondería al PP, se barajan tres nombres: Elvira Rodríguez, Antonio Sáinz Vicuña y José María Roldán, actual director general del Banco de España y ex candidato a gobernador de la entidad.

Sáinz Vicuña, ahora en el BCE, es el candidato favorito del ministro de Economía, Luis de Guindos, mientras José María Roldán, en su momento candidato al gobernador del Banco de España, tiene la ventaja de que ya conoce la CNMV.

Queda la principal candidata, no para vicepresidenta sino para presidir el regulador bursátil. Se trata de Elvira Rodríguez (en la imagen), actual portavoz económico del PP en el Congreso. Lo que ocurre es que será más candidata cuando llegue el tiempo de renovar tanto Presidencia como Vicepresidencia, el próximo mes de octubre. De hecho, siguiendo las recomendaciones del FMI, conviene que los reguladores sean independientes -o al menos que lo parezcan-. En otras palabras, Rodríguez tendría que renunciar a su acta de diputada.

En cualquier caso, aunque se produjeron esos cambios por el procedimiento ordinario, en octubre, en el Consejo de la CNMV habría un empate y el voto del catalán Oriol se convertiría en clave.

En plata, el PSOE se ha enquistado en la CNVM y resultaría muy difícil expulsarle de la misma.

Eulogio López

[email protected]