Las pequeñas y medianas empresas buscan otras vías fuera de los bancos para obtener financiación

Las grandes perjudicadas de la situación actual que vive nuestro país son las pequeñas y medianas empresas (PYMES), que son las que verdaderamente generan empleo en el país, y las que han visto cómo se cerraba el grifo para poder financiarse, con lo que eso conlleva.

Durante el segundo trimestre del año, el 67,5% de las pymes ha buscado algún tipo de financiación y el 87,5% de las mismas ha encontrado problemas para poder lograr un crédito, la cifra más elevada desde que la Cámara de Comercio comenzara el sondeo. Además, un 14% no ha obtenido finalmente la financiación que se solicitaba ya que no ofrecían las garantías suficientes para las entidades financieras.

Además, para las empresas que han acudido a esta financiación, para el 38,5% el volumen de financiación se ha reducido –frente al 37,3% del anterior trimestre-, y para el 66% el coste de la financiación ha aumentado –frente al 64,3% del periodo precedente-.

Ante esta situación, algunas pymes han acudido a otros sistemas de financiación como el factoring o el confirming, así como a sociedades de garantía recíprocas, por lo que se reduce el número de pymes que recurren a entidades financieras para conseguir financiación.

Andrés Velázquez
[email protected]