En palabras del presidente y consejero delegado interino de la compañía joyera, Michael J. Kowalski. La cadena de joyerías de alta gama Tiffany ha anunciado la dimisión "con efectos inmediatos" del máximo ejecutivo de la firma, Frederic Cumenal, al que reemplazará de forma provisional Michael J. Kowalski, presidente del consejo y anterior consejero delegado de la compañía. Tiffany ha ratificado sus previsiones para el conjunto del ejercicio fiscal, cuyas cuentas espera publicar el próximo 17 de marzo antes de la apertura de Wall Street. "En un momento de persistentes desafíos en el mercado global del lujo, Frederic ha mejorado el equipo gestor y tomado importantes pasos para posicionar a Tiffany para el éxito a largo plazo", declaró Michael J. Kowalski. El pasado 17 de enero, Tiffany informó de que su facturación entre noviembre y diciembre alcanzó un total de 966 millones de dólares (911 millones de euros), una cifra un 0,5% mayor que un año antes, aunque un 2% inferior en datos comparables. En este sentido, el presidente y consejero delegado interino de la compañía joyera añadió que el consejo de administración sigue comprometido con la estrategia de negocio, a pesar de "haberse sentido decepcionado" con los resultados recientes. Andrés Velázquez [email protected]