• Según el secretario de Estado francés para Asuntos Europeos, Harlem Désir, la nueva misión naval militar contempla este aspecto.
  • Aunque añade (menos mal): "Evidentemente primero hay que salvar a las personas que están a bordo".
  • La operación militar tendrá como objetivo "interrumpir el modelo de negocio de las redes de tráfico de personas en el Mediterráneo Sur-Central", para lo que se centrará en "identificar, capturar y desechar" las embarcaciones en sus puntos de origen.Los ministros de Exteriores y de Defensa de la Unión Europea (UE) han autorizado planificar una misión naval militar en el mar Mediterráneo para luchar contra las redes que trafican con inmigrantes ilegales, que han dejado miles de muertos en los últimos meses en Europa, recoge Efe. La operación militar, bautizada como EUNavfor Med, tendrá como objetivo "interrumpir el modelo de negocio de las redes de tráfico de personas en el Mediterráneo Sur-Central", para lo que se centrará en "identificar, capturar y desechar" las embarcaciones. En una primera fase, la misión prevé intercambiar información y patrullar en alta mar para detectar redes ilegales de inmigración. A continuación, contempla abordar, capturar o desviar los barcos sospechosos que se aproximen a Europa en el caso de que no tengan pabellón o si se cuenta con el permiso del Estado representado en su bandera en aguas internacionales, o en las territoriales del país concernido en tanto se cuente con su permiso o con una resolución del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. La última fase implica tomar "todas las medidas necesarias" contra las embarcaciones y los activos, como "desecharlas" o hacerlas "inoperables" en el territorio del Estado costero concernido -o sea, en su punto de origen-, de acuerdo con una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU o el consentimiento de dicho país. "Hemos decidido establecer una operación naval de la UE para interrumpir el modelo de negocio de las redes de traficantes" de personas en el Mediterráneo, anunció la jefa de la diplomacia comunitaria, Federica Mogherini, al término de un consejo de ministros conjunto de Defensa y de Exteriores en Bruselas. Según el secretario de Estado francés para Asuntos Europeos, Harlem Désir, la nueva misión naval contempla la devolución de los migrantes al puerto del que partieron. Aunque ha añadido (menos mal): "Evidentemente primero hay que salvar a las personas que están a bordo. Si es necesario, volver a llevarlas a los puertos de partida en un marco que será definido en el plano internacional", señaló Désir. Andrés Velázquez [email protected]