Según la tesis de Jesús Palacios, autor de 23-F, el rey y su secreto

 

En la mañana de este viernes se presentaba en un restaurante madrileño el nuevo volumen del escritor Jesús Palacios, 23-F, el rey y su secreto, que edita Libros Libres. Para la ocasión, acudió a la capital de España -para presentar el libro- el popular historiador estadounidense Stanley G. Payne, quien calificó a la obra como más original y de perspectiva más amplia.  

La originalidad del 23-F, el rey y su secreto, es que el ensayo está elaborado a partir de fuentes orales, puesto que no hay documentación escrita sobre el 23-F; de hecho se hicieron desaparecer determinados documentos, que han hecho imposible otro modo de investigación.

Durante la presentación se ha insistido en recordar que el 23-F no fue un golpe de Estado, es más, el Ejército no era ni golpista ni conspirador. Para Palacios la operación se realizó desde dentro del sistema. A preguntas de Hispanidad sobre si el rey estuvo al tanto del asunto con vistas a que el PSOE accediera de mejor manera al poder, el autor es tajante: el rey tenía conocimiento absoluto sobre lo que estaba sucediendo, es más, para simplificar el problema el monarca aseguró a mí dádmelo hecho.

Por su parte, las cabecillas socialistas que manejaron los hilos entonces fueron el ex presidente Felipe González; uno de los padres de la Constitución, Peces Barba y Múgica. Y es que sin el apoyo del PSOE la operación no habría salido, y con el general Armada al frente (preceptor del príncipe y secretario de la Casa del rey) no se hubiese articulado la operación, puntualiza Palacios.

Una nueva versión sobre los hechos, suficientemente contrastada, que supone un golpe de timón sobre los acontecimientos que marcarán al rey para siempre.

José Luis Panero

[email protected]