Sus créditos personales con Banca Cívica provocaron una fuerte polémica en Castilla y León

 

Aunque ya se había anunciado que José María Arribas iba a abandonar la presidencia de Caja Burgos tras su fusión con Cajasol, CAN y Caja Canarias para formar Banca Cívica, se abren paso los motivos por los que el presidente de la caja castellana deja el cargo.

Pese a que el motivo dado es para facilitar la composición de los nuevos órganos de gobierno de la entidad, parece ser que los motivos personales son las auténticas razones. Y es que José María Arribas habría recibido créditos para sus empresas por parte de la entidad que presidía en 2009, por un valor de 9,3 millones de euros. Desde finales de 2010 ya se rumoreaba en medios financieros de Castilla y León sobre esta situación levantando una fuerte polémica.

Pero esas ayudas en un momento en que se miran con lupa los créditos bancarios se habrían repetido por parte de Banca Cívica, tal y como aparece en la memoria de la entidad de 2010, de manera que Caja Navarra habría acreditado dos operaciones con empresas vinculadas a José María Arribas por un valor de 2,4 millones de euros.

Andrés Velázquez

[email protected]