La OEA alaba iniciativas como el voto desde casa para las personas con discapacidadTras el triunfo electoral de Rafael Correa en Ecuador quedaba por saber si las elecciones se habían llevado a cabo con las garantías adecuadas. Pues bien: las misiones de acompañamiento de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y de la Organización de Estados Americanos (OEA) han acreditado la transparencia de las elecciones presidenciales. Los portavoces aseguraron que la jornada electoral transcurrió "con la más absoluta normalidad".

El jefe de la misión de la OEA, Rafael Alburquerque, explicó que "durante la jornada electoral, los ciudadanos ecuatorianos se acercaron a las urnas libremente y sin obstáculos". Y también ha destacado iniciativas como el voto desde casa para las personas con discapacidad, subrayando que "es una experiencia única en el continente americano". "Es un trabajo encomiable que podrá replicarse, no solo en Ecuador", ha apuntado.

Y a partir de ahora, ¿qué Correa ya prometió el lunes poner el acelerador a leyes para controlar a los medios de comunicación y redistribuir tierras a los pobres, mientras profundiza sus políticas socialistas que le dieron la base para ganar cómodamente la reelección. "Lo primero que vamos hacer es desbloquear leyes fundamentales que han estado durmiendo el sueño de los justos por años (...). Por ejemplo ley de aguas, ley de tierra, el nuevo código penal, la ley de comunicación", explicó en una entrevista con el canal regional de noticias Telesur. Es decir, Correa va a someter a los medios de comunicación a un control todavía mayor. Y eso es muy poco democrático, ¿verdad Tras ganar con claridad, la prepotencia de Correa -partidario, por cierto, del aborto y del matrimonio homosexual, como explicamos ayer- va a ganar muchos enteros.

No obstante, en los seis años que lleva gobernando, Correa ha impulsado proyectos de infraestructuras, hospitales y escuelas, al tiempo que ha sacado a millones de la pobreza con programas de asistencia directa.

En una nota de investigación del lunes, la consultoría IHS dijo que "los sectores que más probablemente serán afectados por el renovado radicalismo de Correa serán las industrias bancaria, de medios y de la banana". Que se preparen.

Andrés Velázquez
[email protected]