¿Que el adjetivo cristiano carece de connotación religiosa en el PP? ¿Y entonces de qué va? ¿De cultura cristiana? Pero la religión es cultura y la cultura es religión.

Es más, culto, cultivo y cultura proceden de la misma raíz, significan lo mismo. ¿Los peperos se están haciendo más lío por intentar desprenderse de su origen cristiano que los socialistas de Felipe González por intentar desentenderse de su origen marxista?

Pero no perdamos la esperanza: el filósofo Pons nos lo aclarará en breve. Pues bueno es el bueno de Pons.

Eulogio López

[email protected]