Boletines de Hispanidad
Portada de Hispanidad
Portada de Hispanidad
 

Tres de los frentes cotidianos de Hispanidad: la edición diaria, el boletín para suscriptores y la sección "Oído hoy en radio, visto hoy en televisión" y "Exclusivas en la prensa de hoy".

Este diario electrónico nació el 20 de marzo de 1996. Por tanto cumplimos ahora 18 años y sí, como reza nuestra  cabecera, somos el decano de la prensa digital española. En estos 18 años hemos vivido el proceso por el cual internet se ha comido a la prensa diaria. ¿Por qué los poderes públicos siguen referenciando entonces a la prensa vegetal Pues sencillo, porque los poderes políticos, económicos y culturales pueden controlar, sobornar y pactar con cuatro periódicos, tres cadenas de radio o con el Duopolio televisivo (Tele 5-Cuatro y A3 TV-La Sexta), pero resulta más complejo controlar 600 diarios digitales y la cosa sigue creciendo.

18 años después, el periodismo electrónico escrito se ha cargado el periodismo vegetal. Afortunadamente, los diarios de papel no morirán pero quedan como algo residual. Manda la prensa electrónica.

De entrada, no confundan la muerte de los periódicos con la muerte del periodismo

De entrada, no confundan la muerte de los periódicos con la muerte del periodismo. Por ejemplo, reparen en la evolución del periodismo económico: los mejores periodistas económicos del vegetal trabajan hoy en internet.

¿Y significa, acaso, que el periodismo se ha hundido porque antes había cuatro grandes y ahora cuatrocientos pequeños No, la verdad siempre anida en lo pequeño, no en lo grande. Lo grande es ingobernable y destroza la igualdad de oportunidades. De hecho, la creación de multimedias estaba conduciendo al pensamiento único. Internet nos ha devuelto al pluralismo.Y ahora ¿qué va a ocurrir Si quieres adivinar el futuro lo primero sométete a una cura de humildad. Porque lo más probable es que falles. Debes seguir la vieja máxima: si quieres hacer reír a Dios cuéntale tus planes. Esto puede aplicarse a Hispanidad.

Soy el fundador de este diario junto a mi esposa, Juana Samanes


Soy el fundador de este diario junto a mi esposa, Juana Samanes
, y cuando lo pusimos en marcha no teníamos ni idea de lo que estábamos creando ni de dónde nos encontraríamos 18 años después. Por cierto, que la proposición sobre un futuro incierto, que depende de la libertad del hombre, supone, al mismo tiempo, la refutación del materialismo dialéctico y del materialismo histórico. Es decir, del marxismo, en el que se han formado muchos de los mejores periodistas españoles de la Transición, a quienes aunque todavía detentan buena parte del poder informativo en España… Internet les ha ido arrinconando.

El fraccionamiento de las audiencias y de los contenidos que impone la Red -y que no es otra cosa que el periodismo a la carta- también está terminando con los grandes canales de televisión


Pero puestos a equivocarnos, lo mejor para adivinar el futuro consiste en observar el presente. Y el presente nos dice que la prensa vegetal agoniza. La radio sobrevive y la televisión impone su frivolidad. Ahora mismo, en 2014, la tele es el medio con más poder. Siempre más superficial, porque es imagen y lenguaje oral, que la prensa escrita, sea vegetal o digital, pero impera.  
Pues bien, puestos a adivinar, yo diría que la próxima crisis será la de televisión. Como es espectáculo, Internet no ha podido todavía con ella, pero el fraccionamiento de las audiencias y de los contenidos que impone la Red -y que no es otra cosa que el periodismo a la carta- también está terminando con los grandes canales de televisión.
Conclusión: ¿el periodismo está en crisis No, lo que está en crisis es la empresa informativa, que es otra cosa. El periodismo no tiene que cambiar, lo que tiene que cambiar es la empresa informativa: sobran empresas grandes y cuanto antes desaparezcan mejor. Sobran los PRISA, los Unedisa, los Planeta, los Mediaset, los Vocento. Les sustituirán miniempresas, lo que supondrá más verdad y no menos calidad, sino más especialización. El periodismo, como la economía, siempre funciona mejor con muchos pequeños que con pocos grandes.
¿Y cuál será el formato Pues parece claro que el periodismo de mañana -queda mucho para pasado mañana- sólo responderá a dos exigencias: el directo o la exclusiva. El resto tiene pocas posibilidades de éxito. Es cierto que el directo exige muchos medios pero la exclusiva no. La exclusiva es para los pequeños. E incluso los pequeños nos aprovechamos de la instantaneidad de internet y de su interconectividad para disputarles el directo a los grandes multimedia.    
Así veo yo el periodismo de hoy. No está en crisis porque agonicen los medios tradicionales. No, creo que los peligros son otros. Lo dejo para mañana.
Eulogio López
eulogio@hispanidad.com