• Nuestros grandes bancos parecen incapaces de mejorar su negocio típico, esto es, su margen de explotación.
  • La bajada de tipos no está conllevando una reducción del coste del pasivo.
  • Al menos, el Popular mejora su beneficio aunque de forma discreta y sólo tras vender activos por 194 millones de euros.
  • Sorprende la elevada mora, ligeramente por debajo de la media del sector pero llamativa en un banco como el Popular.

Y parece que se confirma la tendencia de que nuestras entidades de crédito no son capaces de remontar los márgenes de explotación. Esta vez es el caso del Banco Popular, que sin tener en cuenta los deterioros por dotación de activos que suponen 48,9 millones de euros más que en primer trimestre de 2012, ha sufrido una bajada de 24,8% para igual periodo.

Las justificaciones se repiten -la bajada histórica de los tipos de interés-, pero hay que explicar, y no lo explican, que la contrapartida de estas bajadas de interés debían estar compensadas por unos costes de los pasivos de clientes y del interbancario. Es el principio del más rudimentario negocio bancario. Pero no ha sido así pues a las entidades les han pillado estas bajadas enzarzadas en una guerra de "y yo te pago más por tus depósitos" y, por otro lado, con que los fondos que el BCE les ha dado para drenar sus liquidez, se han quedado en su mayoría en el propio BCE, con lo que no han entrado en el circuito de financiaciones. Por cierto, parece que en este tema el Banco de España les ha echado una manita con su "recomendación" sobre los tipos de pasivos que tarde o temprano llegará a la cuenta de resultados.

Aún así Popular ha presentado un resultado neto positivo de 104,6 millones de euros, que supone un 4% más que el trimestre del año pasado. Popular nos dice que "vuelve a demostrar su capacidad de generación recurrente de ingresos", todo muy creativo, pero seguramente lo que querían decir es que han dado un beneficio superior gracias a los 193,9 millones de euros de resultado de ventas de activos. Vamos, que han vendido la "unidad de recuperaciones tempranas" y el negocio de cajeros para conseguir 189 millones de euros y así dar un brochazo verde a la cuenta de resultados. Y cuando se acabe la generación recurrente de ingresos, ¿qué Esperemos que para entonces tengamos tiempos mejores y nuestras entidades financieras estén lo saneadas que debieran haber estado en los tiempos de la autocomplacencia.

Dos o tres cosas más: una, la tasa de morosidad del 9,94% sobre la media del sector del 10,39%; no es para tirar cohetes en un banco como el Popular. Para que no se diga que los bancos no conceden créditos, Popular anuncia la puesta en el mercado a disposición de las pymes de 3.700 millones de euros (falta nos hacen) y en cuanto a la captación de recursos, la colocación de 1.745 millones para financiar el 78% de sus vencimientos, 950 millones en deuda sénior y 795 en cedulas hipotecarias ¡Esa liquidez…..!

Rodrigo de Silos

[email protected]