• Fabricio Alvarado se opuso con vehemencia a la recomendación de la Corte Interamericana de Derechos Humanos de legalizar el el matrimonio homosexual y la ideología de género.
  • "Al ser Fabricio Alvarado el candidato más vehemente con este tema, pues el pueblo se ha sentido identificado con nuestra posición y eso ha generado un crecimiento mayúsculo en los últimos días", declaró el candidato.
  • También se opone a la legalización del cannabis, al aborto y la fecundación in vitro.
El pasado 9 de enero, tras una consulta de Costa Rica, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) determinó que los estados de Hispanoamérica deben legalizar el matrimonio homosexual y la ideología de género. Pues bien: tras esa opinión de la CorteIDH, el candidato a la Presidencia, Fabricio Alvarado (en la imagen), anunció que en un eventual Gobierno suyo desconocería la opinión de la CorteIDH y sacaría a Costa Rica del Sistema Interamericano de Derechos Humanos. "Hay un pueblo que no está contento con la manera en que la Corte Interamericana ha violentado nuestra soberanía y ha pasado por encima de nuestra institucionalidad", afirmó Alvarado, periodista y cantante de música cristiana, del conservador evangélico Partido Restauración Nacional. Además, una encuesta del Centro de Investigación y Estudios Políticos (CIEP) de la estatal Universidad de Costa Rica (UCR) indicó que Alvarado marcha primero en intención de voto, con el 17% de apoyo entre los decididos a votar, 14 puntos más que la medición de diciembre. Según el propio Alvarado, su oposición al matrimonio homosexual y a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), le ha catapultado hasta el primer lugar en dicha encuesta, según Conapfam. "Al ser Fabricio Alvarado el candidato más vehemente con este tema, pues el pueblo se ha sentido identificado con nuestra posición y eso ha generado un crecimiento mayúsculo en los últimos días", declaró el candidato. Fabricio Alvarado dijo que los resultados de la encuesta le "sorprenden positivamente" y que ahora el reto es llevar su mensaje a más personas. No obstante, la encuesta detalla que la contienda está "abierta", pues hay un 27 % de los decididos a votar que aún no definen a cual candidato escoger, mientras un 39 % de la muestra dijo que definitivamente no votará. Es decir, que ningún candidato se acerca al 40 % de apoyo necesario para ganar en primera vuelta las presidenciales del próximo 4 de febrero, por lo que es muy probable que sea necesaria una segunda ronda el 1 de abril entre los dos aspirantes con más votos. Por su parte, Carlos Alvarado, exministro y cercano aliado del actual presidente de centroizquierda, Luis Guillermo Solís, marcó la mayor subida en la encuesta -4,6 puntos- para llegar a un 12,0 por ciento, muy cerca del veterano político y empresario Antonio Álvarez Desanti que se estancó con un 13,8 por ciento. Según Wikipedia, Alvarado se opone también a la legalización del cannabis, el matrimonio gay, el aborto, la fertilización in vitro y la «ideología de género». José Ángel Gutiérrez [email protected]