• El PIB alemán se ralentiza una décima en el tercer trimestre respecto al segundo, que creció un 0,4%.
  • Mientras que Francia viene de tres meses anteriores con una economía plana.
El producto interior bruto (PIB) de Alemania creció en el tercer trimestre del año un 0,3 %, anunció la Oficina Federal de Estadística (Destatis), informa Efe. Ello supone una leve ralentización del crecimiento económico, que en el periodo anterior se situó en el 0,4 %, después de que en el primer trimestre del año se hubiera registrado ya una expansión del 0,3 %, de acuerdo a las cifras de ese organismo, con sede en Wiesbaden. Curiosamente, el crecimiento del PIB alemán del tercer trimestre ha sido igual que el de Francia (otro 0,3%), con la diferencia de que Francia viene de los tres meses anteriores con la economía estancada, según revelan los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (Insee), y recogen agencias. El repunte del PIB galo entre julio y septiembre responde al crecimiento del 0,4% de la producción de bienes y servicios, frente a la caída del 0,1% en el segundo trimestre. Asimismo, el gasto en consumo final de los hogares franceses registró un crecimiento de tres décimas en el tercer trimestre tras estancarse en el trimestre precedente. Volviendo a Alemania, a escala interanual, el crecimiento del PIB alemán se situó en un 1,8 % respecto al mismo periodo de 2014, lo que supone una aceleración respecto al 1,6 % del segundo trimestre y al 1,2 % del primero del año. Así que los germanos siguen siendo la locomotora de Europa... Andrés Velázquez [email protected]