La pornográfica serie 'Adán y Eva' emitida por Cuatro ha conseguido una audiencia de 2.876.000 espectadores de acuerdo con el ranking que publica el semanario Supertele del 1 al 7 de noviembre.

La web de televisión «Fórmula TV» ha revelado las condiciones del contrato de los participantes del "Reality Show": tendrán un caché de entre 300 y 1.000 euros.

Esta contraprestación económica implicaría la aceptación, por parte de los concursantes seleccionados, de una serie de condiciones: serán grabados durante las 24 horas del día completamente desnudos, las imágenes se emitirían en la cadena Cuatro sin ningún tipo de censura, serán protagonistas de al menos una emisión completa y la grabación de la serie se llevará a cabo en una isla desierta. El lugar elegido para las grabaciones ha sido la isla croata de Mljet.

La degradante serie 'Adán y Eva' va camino de convertirse en el "Reality Show", revelación de la temporada pese a las críticas de toda la audiencia por su falta de moralidad y de buen gusto. "La basura que nadie quiere pero que casi todo el mundo la visiona".

Antes de saber qué repercusión ha tenido entre el público, la asociación, sin ánimo de lucro, HazteOir.org solicitó a través de su web que Cuatro retirase el programa de su parrilla. Es importante pero no contundente. Se debe pedir a todos afiliados a las diversas asociaciones de consumidores que no se compren los productos anunciados. Si el programa no tiene financiación publicitaria desaparecerá de la banda horaria. El poder lo tienen los anunciantes.

Por otra parte, las redes sociales se están llenando de comentarios por la falta moralidad y degradación del ser humano. En este nuevo formato los concursantes no tienen ningún tipo de complejos por lo que hombres y mujeres transitan, en pelotas, por la isla.

Sin lugar a dudas esta nueva serie basura lo tiene todo para ser un gran bodrio de Cuatro, al igual que lo ha sido en Holandael país del que es original el programa. "Adam looking for Eva" es el nombre con el que allí se está emitiendo y alcanzando elevadas cifras de audiencia, tanto es así que países como Alemania ya prepara su propia adaptación.

Clemente Ferrer
[email protected]