Serán al menos cien litros de agua potable al día y 1.400 kilowatios de luz al añoEl vicepresidente de la Junta y consejero de Administración Local y Relaciones Institucionales, Diego Valderas, ha asegurado este miércoles que Andalucía se va a convertir en la primera comunidad autónoma en contar con "medidas legislativas" encaminadas a "garantizar suministros mínimos vitales de agua y energía eléctrica" para los perceptores del ingreso mínimo de solidaridad, más conocido como salario social.

Valderas ha indicado que la previsión inicial es que se garantice por ley a los perceptores del salario social "el establecimiento gratuito de al menos 100 litros de agua potable al día", lo que supone un consumo de 3.000 litros al mes. Para los que además sean titulares de un contrato de suministro eléctrico se garantizarán 1.400 kilowatios al año, con lo que se "cubrirán parte de las necesidades esenciales estimadas en 2.519 kilowatios anuales". Un total de 54.181 andaluces se beneficiarán de estas medidas.

El 'número dos' del Gobierno andaluz ha apuntado que desde el año 2007 se han producido más de 86.000 desahucios en Andalucía y que sólo entre el 1 de enero de 2011 y el 31 de diciembre de 2012, según los datos de los distribuidores de energía eléctrica, se han ejecutado 510.864 cortes de luz en hogares andaluces.

Preguntado sobre el presupuesto con el que contaría esta iniciativa, el dirigente de izquierdas ha indicado que se harían necesarios 20 millones. Para obtenerlos, según ha precisado, habría "dos caminos" posibles, el fondo de solidaridad de la Junta o abrir un espacio a la fiscalidad. Ambos se están estudiando en estos momentos dado que la elaboración del decreto aún no ha sido terminada.

Está muy bien lo de asegurar la luz y el agua a los más necesitados. El problema de fondo es lo del salario social, que a lo mejor no es el mejor incentivo para buscar salir de una situación así.

Andrés Velázquez
[email protected]