Si necesitas fastidiar al pueblo, hazlo por consenso. El desastre que le ha dejado ZP le obliga a ajustes drásticos.

Echar a ZP aunque sea a costa de Rajoy: se cierra el agujero negro del Zapaterismo.

El todavía presidente perdió las elecciones sin presentarse.

Comienza la guerra civil en PSOE: Chacón también ha fracasado pero queda Bono.

Se debilita el duopolio PP-PSOE

CIU se afianza en el Congreso y buscará el pacto con el PP y ETA entra en el parlamento con grupo propio.

Fracaso de SAIN, el único partido que defendía los principios no negociables.

Los resultados de las elecciones generales 2011 son los mejores resultados para el PP y los peores del PSOE. Se cierra así el agujero negro del Zapaterismo.

Las elecciones no las ha ganado Rajoy, las ha perdido ZP. Rubalcaba, su segundo, ha perdido 4 millones de voto y puede que por primera vez, un porcentaje amplio de esos votos socialistas hayan votado al PP. Una vez más se demuestra que, en España, las elecciones no las gana la derecha, las pierde la izquierda.

Ahora comienza el gobierno del PP con la mayor mayoría absoluta de su historia pero, ojo, con prácticamente los mismos votos que en 2008. El PSOE es el que ha perdido más de cuatro millones de votos. Sin presentarse a las elecciones, ZP ha provocado el mayor desastre a su partido. Ahora toca congreso extraordinario. Como a ZP no le van a dejar presentarse y Chacón ha fracasado en Cataluña, seguro que Felipe González ya está pensando en José Bono.

También se difumina, aunque sea mínimamente, el duopolio de los dos grandes partidos. En 2008, la suma de PP y PSOE consiguió un 74% de los votos emitidos mientras en 2011 la cifra se queda en el 73.

Las primeras palabras de Rajoy han sido para hablar de lucha conjunta contra la crisis. Era su aviso de un pacto nacional contra la crisis. Lógico: ZP se lo ha dejado tan difícil que está obligado a realizar ajustes tan duros que necesita el apoyo del perdedor PSOE y de los catalanes de CIU, que han pasado de 10 a 16 escaños en el Congreso. Si tienes que fastidiar al pueblo debes hacerlo por consenso. Y en esos ajustes resultarán tocados todos: funcionarios, pensionistas, asalariados, Sanidad, Educación. Pacto de Estado contra la crisis: esa es la clave de la política española para la legislatura que ahora comienza.

Lo peor: ETA vuelve al Congreso con nada menos que siete diputados. Su marca, el independentista Amaiur, ha conseguido nada menos que siete diputados y ha conseguido grupo parlamentario propio gracias al presidente del Tribunal Constitucional, Pascual Sala.

Ideológicamente, estas elecciones han supuesto muy poco. El voto católico, o más en concreto, el voto que defiende los cuatro valores no negociables de Benedicto XVI, sólo representado por SAIN se ha quedado en el residual 0.02%. No obstante, una pancarta recordaba, frente a la sede de Génova, a Mariano Rajoy, su coqueteo con el aborto: "Ni con 16, ni con 18, aborto abolición". Y es que hay que tener claro que el Partido Popular sigue siendo abortista.

Eulogio López

[email protected]