• Tras reconocer su derrota, el premier ha explicado que pilotará el proceso de desconexión con la Unión Europea durante los próximos tres meses.
  • Luego se retirará del cargo antes de la conferencia del Partido Conservador.
  • "Siempre he tenido claro que el Reino Unido es más fuerte, más seguro y mejor dentro de la UE", ha señalado.
  Los británicos han votado a favor del Brexit, es decir, la salida de Reino Unido de la UE, y ya hay consecuencias. La más relevante es que el primer ministro, David Cameron, dimite. "No puedo ser el capitán que dirija a Reino Unido hacia su nuevo destino", ha dicho. El líder británico reconocido su derrota y ha advertido de que los cambios no van a ser inmediatos. "Tenemos que prepararnos ahora para una negociación con la UE. Hará falta participación, pero sobre todo un liderazgo fuerte (...) y nuevo. Voy a hacer todo lo que pueda como primer ministro en las próximas semanas, pero no creo que yo sea el capitán dirija a Reino Unido hacia su nuevo destino", ha asegurado. El premier ha explicado que pilotará el proceso de desconexión con la Unión Europea durante los próximos tres meses, pero que se retirará del cargo antes de la conferencia del Partido Conservador, prevista para el mes de octubre. Será entonces cuando los tories, profundamente divididos por este referéndum, elijan a un nuevo lider. "He luchado de la única manera que sabía, de forma directa y apasionada por lo que creo y lo que siento con alma y corazón. Siempre he tenido claro que el Reino Unido es más fuerte, más seguro y mejor dentro de la UE", ha señalado. Andrés Velázquez [email protected]