• La primera contienda presidencial será el 4 de febrero en Costa Rica, en coincidencia con una consulta popular en Ecuador.
  • Le seguirán Paraguay en abril, Colombia en mayo —y probablemente en junio—, México en julio y Brasil en octubre.
  • La única incógnita es Venezuela, aún sin fecha.
  • En Cuba, Raúl Castro ha anunciado para este año su retirada de la jefatura del Estado.
Iberoamérica afronta en 2018 un año electoral de enorme trascendencia. Los dos gigantes de la región, Brasil y México, celebrarán elecciones presidenciales, igual que Colombia, cuarta economía del área hispana. Venezuela, protagonista de una crisis política en constante escalada, supuestamente también debería tener comicios presidenciales: los ha convocado este martes para que se celebren antes del 30 de abril, pero aún no se sabe la fecha concreta, como recoge El País. Los paraguayos también decidirán en abril los nombres de su nuevo presidente y vicepresidente, así como los de sus representantes en ambas Cámaras del Legislativo. Y en Cuba, Raúl Castro ha anunciado para este año su retirada de la jefatura del Estado, informa El País. La primera vuelta de las elecciones presidenciales y legislativas de Costa Rica tendrá lugar el domingo 4 de febrero. Se trata de las décimo séptimas elecciones convocadas en el país centroamericano desde la fundación de su Segunda República, en 1949, y un total de 13 candidatos se disputan la presidencia. Las elecciones generales de Paraguay -las séptimas desde el regreso de la democracia al país en 1989- están previstas para el 22 de abril. La primera vuelta de las elecciones generales de Brasil tendrá lugar el 7 de octubre y, la más que probable segunda vuelta se celebrará el día 28 de ese mismo mes. Pero la primera gran decisión de esos comicios tendrá lugar a inicios de año y no correrá por cuenta de los votantes brasileños, sino de la justicia local. Las elecciones mexicanas, que se disputarán el 1 de julio, tampoco tienen un claro favorito, aunque por el momento el izquierdista Andrés Manuel López Obrador marcha por delante en casi todos los sondeos. Colombia afronta en mayo de 2018 unas elecciones presidenciales de las que dependerá en buena medida la consolidación del proceso de paz con las FARC culminado en noviembre de 2016 por el Gobierno de Juan Manuel Santos. El mandatario deja el cargo después de dos legislaturas que supusieron el fin del conflicto armado con la guerrilla más antigua de América y le valieron el Premio Nobel de la Paz, pero levantaron una dura oposición de buena parte de la sociedad, alentada por su antecesor, el expresidente Álvaro Uribe. Venezuela acaba de terminar uno de los años más aciagos de su historia reciente. El país debería celebrar presidenciales este año (han sido convocadas para antes del 30 de abril, habrá que esperar a conocer qué día). Maduro ya manifestó su intención de optar a la reelección. Mientras que Cuba también está llamada a estrenar nuevo presidente en 2018 (aunque el proceso que determinará al sucesor de Raúl Castro en abril del año que viene, será muy diferente al del resto de países de la región). Estamos casi seguros. José Ángel Gutiérrez [email protected]