• El banco de inversión Arcano ya ha comenzado a sondear el mercado.
  • Pero el proceso no puede comenzar oficialmente hasta después del verano, cuando se cumplan cinco años desde su adquisción.
  • Menos mal que Apollo compró Evo con la intención de reforzarlo y de preservar el empleo.
  • Restoy, ¡qué bien vendes los bancos en crisis!
¿Qué hace un fondo como tú en un banco como éste? Era la pregunta que se hicieron muchos en el sector cuando el FROB, con Fernando Restoy al frente, vendió Evo Banco al fondo Apollo por 60 millones de euros. Era el mes de septiembre de 2013. Ahora, Apollo lo ha puesto en venta y pide 300 millones por él. Y, aunque la operación no puede comenzar oficialmente hasta después del verano, cuando se cumplan cinco años desde su adquisición, el banco de inversión Arcano, capitaneado por Jaime Carvajal, ya ha comenzado a sondear el mercado. En otras palabras, después de cuatro Ere's en cuatro años -el último, actualmente en marcha, es el más salvaje-, Apollo ha pasado de querer revolucionar la banca española a vender a toda prisa. Recuerden lo que dijo el fondo de Leon Black (en la imagen) cuando se hizo con Evo: lo adquirimos "con al intención de reforzarlo, con un plan de negocio basado en las fortalezas de la entidad para que sea un banco estable e importante en el sistema financiero español". Ahora lo vende por 300 millones y ese es el primer problema: demasiado caro para una entidad que solo tiene cinco oficinas, un negocio de tarjetas que no está mal y una filial de préstamos al consumo que tampoco está mal. Pero ni eso, ni el millón de clientes con el que cerró 2017, con un beneficio de 23,9 millones, ni su cartera de 800 millones merecen ese desembolso. Lo más probable es que Apollo tenga que rebajar sus pretensiones. Recuerden que, además de los 60 millones que pagó al FROB, inyectó decenas de millones en sucesivas aportaciones. Por ejemplo, en agosto de 2014 (12 millones), en septiembre de ese mismo año (69 millones) y en enero de 2015 (75,6 millones). Restoy, ¡qué bien vendes bancos en crisis! Pablo Ferrer [email protected]