Francia quiere cambiar la Constitución para que fije en la carta magna el equilibrio presupuestario

 

Italia pretende seguir sus pasos. Nuestro país se limita a colocar un techo, pero eso implica déficit.

El Congreso de los Diputados aprobó ayer la creación del techo de gasto para el Estado en 2012 y lo sitúa en 117.353 millones de euros con los votos del PSOE y la abstención de los partidos nacionalistas (CiU, PNV, CC y UPN).

Esta noticia, un avance en la consecución del objetivo del déficit para 2012 y 2013, contrasta con las medidas que en los últimos días están tomando otros países europeos. Como ya informaba el jueves Hispanidad, Francia pretender reformar la carta magna para que la consecución del equilibrio presupuestario -déficit 0, en lugar del 3% que pide Europa-, sea una valor constitucional. Italia quiere seguir los pasos de su país vecino.

Con estas nuevas medidas lo que está claro es que España todavía no afronta con seriedad el problema del déficit. Algo que sí hacen las familias españolas. No se puede gastar más de lo que se gana, no puedes tener más gastos que ingresos, porque las cuentas no salen. Y mientras no aprendamos esto, siempre habrá problemas.

Es verdad que la medida francesa puede quedar más para la vitrina que ser una medida real, pero muestra la dirección que quiere emprender el país.

Andrés Velázquez

[email protected]