• Para una inversión de 10 años no está mal.
  • Y encima no se sabe quién lo ha comprado. ¿Otras familias de Vocento?
  • Urrutia quería cerrar el ABC y quedarse con la prensa regional.
  • Al ABC le vendrá de miedo el cierre de La Razón, pero ésta no pierde, aquél sí.
  • El primer problema es que nadie ve claro las fusiones de cabeceras como solución a la crisis.
  • Y el segundo problema es que ya ha comenzado la crisis de la prensa regional.
Víctor Urrutia compró algo más del 10% de Vocento-ABC por casi 180 millones de euros. Casi una década después ha vendido por 17, menos de la décima parte. Un negocio redondo. Y luego hay que preguntarse a quién ha vendido. ¿Inversores cualificados? Hombre, eso no se lo cree nadie. La sospecha es que se lo ha vendido a otros accionistas de la empresa. ¿Y por qué ha vendido? Porque estaba hasta el gorro de que no le hicieran caso. En su momento ya abandonó el Consejo porque no aceptaban su propuesta, que en términos puramente económicos, no podía ser más lógica: cerremos el ABC porque es un pozo sin fondo de pérdidas. Pero ni Bergareche, su gran aliado, le apoyó entonces. ¿Y por qué ha vendido ahora y no se ha quedado si casi es imposible perder más? Pues porque está harto de que, encima, sus compañeros no le hagan caso. Porque, además, ahora no sería posible ni su salida de cerrar ABC y quedarse con las cabeceras regionales y locales. Porque la crisis de la prensa local vegetal ya ha comenzado. Y tampoco sirven las fusiones de cabeceras. O la desaparición de algunas. Por ejemplo, a ABC le vendría de cine que cerrara La Razón, pero ojo, ABC se vende más que La Razón pero pierde dinero, mientras el diario de Planeta no. Eulogio López [email protected]