Por culpa de un accidente en las instalaciones de un proveedor. El fabricante japonés de vehículos Toyota Motor suspendió hoy las operaciones en 14 líneas de producción en Japón a raíz de un accidente en las instalaciones de un proveedor, informó la compañía. En total, 20 líneas de producción permanecen inoperativas después de que el líder mundial del automóvil parara la actividad en otras seis la víspera, según confirmó hoy a Efe un portavoz de Toyota. Esta serie de suspensiones se produce después de que una explosión afectase el pasado lunes a una planta del fabricante de piezas de freno Advics, unidad de Aisin Seiki, que a su vez es afiliada y proveedor de Toyota. Toyota Motor desconoce cuándo reanudará las operaciones en las líneas detenidas, pero desde la compañía están haciendo "todos los esfuerzos posibles para reanudarlas lo antes posible", dijo el portavoz. José Ángel Gutiérrez [email protected]