Sr. Director:

Omnium Cultural es una asociación generosamente subvencionada que representa lo más rancio y radical del nacionalismo catalán.

 

Ahora se dedican a promover con toda irresponsabilidad la insumisión fiscal en Cataluña. ¿Pero entonces de qué viviría esta asociación si los contribuyentes no pagásemos sus millonarias subvenciones? Que Artur Mas agasaje en la sede de la Generalitat con grandes sonrisas a una organización extremista que se dedica a fomentar el odio contra España, el incumplimiento de leyes y sentencias y la insumisión fiscal es lamentable, único en Europa.

Más aún mientras el mismo Mas se niega a recibir a otras asociaciones como Convivencia Cívica Catalana que defienden el respeto al Estado de Derecho. Es sencillamente el mundo al revés.

Rosa Álvarez