• Un premio que contrasta con los resultados de la promotora inmobiliaria: pérdidas de 25 millones por los costes de debutar en el parqué.
  • A pesar de ello, mantiene el objetivo de entrar en beneficios este año, pues el Ebitda ha sido positivo: 3,7 millones.
  • Los ingresos ascienden a 225 millones y los analistas aplauden su capacidad para seguir comprando suelo.
  • Eso sí, no hay que olvidar el peligro de una segunda burbuja: no sólo afectaría al suelo o la vivienda, también a la bolsa.
Parece que la salida a bolsa de Neinor Homes, la cual tuvo lugar el pasado 29 de marzo, ha sido un gran negocio para su Ceo, Juan Velayos (en la imagen). Y es que se ha llevado 12 millones de euros entre sueldo y bonus. En concreto, su remuneración fue de 1,35 millones (1 millón en sueldo fijo y 350.000 euros en retribución variable), según la información remitida a la CNMV. A esta se suma un bonus por la salida a bolsa, establecido en el plan de incentivos que el fondo estadounidense Lone Star -fundador de Neinor- implantó para Velayos y otros cinco directivos cuando era el accionista de control de la promotora inmobiliaria. Dicho bonus fue de 10,6 millones, algo superior al de 10 millones fijado en un principio por el número de acciones recibido en virtud del precio que finalmente se fijó para el debut de Neinor en el parqué (16,46 euros por acción). Esos 10 millones incluían el pago de 3,33 millones en efectivo y otros 6,66 millones en acciones. Además, Lone Star estableció el pago de un segundo bonus por un máximo de otros 10 millones, cuyo cobró se prevé en tres veces, coincidiendo con los tres primeros aniversarios de la salida a bolsa: así, Velayos recibirá otros 3,33 millones el próximo 29 de marzo. Estos premios contrastan con los resultados de la promotora inmobiliaria: ha tenido unas pérdidas de 25 millones en 2017 por los costes de debutar en el parqué. A pesar de ello, mantiene el objetivo de entrar en beneficios este año, pues el Ebitda ha sido positivo (3,7 millones). ¿Alta cotización y en pérdidas? Eso sólo pasa en USA. Los ingresos han ascendido a 225 millones y los analistas del Banco Sabadell han aplaudido su capacidad para seguir comprando suelo. Eso sí, no hay que olvidar el peligro de que estalle una segunda burbuja inmobiliaria y ojo, porque no sólo afectaría al suelo o la vivienda, también a la bolsa. Cristina Martín [email protected]