• Lo ha dicho el presidente del comité de empresa de SEAT, Matías Carnero.
  • La política de precios del grupo beneficia a la marca alemana en detrimento de la española.
  • A todo esto, Volkswagen es una de las empresas que han advertido que abandonarán la planta de Martorell si Cataluña se separa de España.
  • El sector se muestra optimista: el objetivo del Plan 3 Millones, cada vez más cerca.

El presidente del comité de empresa de SEAT, Matías Carnero ha aprovechado el Salón del Automóvil de Frankfurt para criticar la política de precios que el grupo Volkswagen está llevando a cabo en nuestro país. Política de precios que ha calificado de "canibalismo". "No puede ser que en España sea más barato un Golf que un León", ha reprochado. Durante su comparecencia con medios de comunicación, Carnero ha explicado que ya trasladó su queja a la dirección del grupo hace una semana.

Lo cierto es que esto no es nuevo. Hablamos del trato que recibe la marca española dentro del grupo en comparación con el que reciben otras marcas del consorcio. Por ejemplo, Skoda o la propia Volkswagen.

A todo esto, el grupo que dirige Ferdinand Piëch (en la imagen) es uno de los que ha advertido a la Generalitat que cerrará su planta de Martorell si Cataluña se declara independiente. Se llevará la producción a Navarra –a Landaben- y a Marruecos, donde los salarios son todavía más bajos.

En cualquier caso, el sector se muestra optimista, sobre todo después de los últimos datos que confirman que España ha recuperado un puesto en el ranking mundial de fabricantes. En 2012 se fabricaron 2 millones de vehículos en nuestro país. Este año se espera alcanzar los 2,2 millones.

Para la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), "las fuertes inversiones anunciadas por los fabricantes y los nuevos modelos adjudicados a las factorías españolas empujaran al alza los volúmenes de producción en los próximos ejercicios, acercándolos al objetivo del 'Plan 3 Millones', volver a fabricar 3 millones de vehículos en el año 2016. Pero, para seguir escalando posiciones, todavía queda mucho trabajo por hacer y muchas reformas que realizar", afirma en una nota remitida este miércoles.

Pablo Ferrer

[email protected]