Si se repite la estrecha diferencia de abril, Maduro podría tener que enfrentarse en 2016 a un referéndum revocatorio de su mandatoVenezuela sigue sumida en el caos político y económico. Como ejemplo, el espectacular apagón que tuvo lugar esta semana en el país y que, según el presidente, Nicolás Maduro, fue un ataque de la derecha fascista.

Pero el principal líder de la oposición en Venezuela, Henrique Capriles, no lo ha desaprovechado y señaló que se trata de "una demostración de que el país está sumergido en el caos". Por ello, Capriles ha instado a los venezolanos a elegir en las elecciones municipales del próximo domingo 8 de diciembre -que elegirán alcaldes, concejales y miembros de cabildos metropolitanos- "entre caos y progreso".

Recordemos el estrecho margen obtenido en los comicios presidenciales del pasado abril entre ambos contendientes. En aquella ocasión el abanderado de la coalición opositora Mesa de la Unidad, Capriles, perdió por apenas el 1,49% de los sufragios, un resultado que él aún no reconoce debido a las irregularidades denunciadas por su equipo.

Por todo ello, más que el número de alcaldías lo importante en estas elecciones será la cantidad de votos que la oposición sume en todo el país. Si se repite la estrecha diferencia de abril, en 2016 Maduro podría tener que enfrentarse, si finalmente la oposición logra cumplir los requisitos legales -cosa que está por ver-, a un referéndum revocatorio de su mandato, apunta El País.

José Ángel Gutiérrez
[email protected]