Obama dice que con su nuevo sistema sanitario no quiere desconectar a la abuela, aunque lo cierto es que la eutanasia, en principio, nada tiene que ver con el carácter público o privado del asunto de la Sanidad.

En el caso de Obama, la sospecha sobre sus intenciones proviene de que, lo primero que ha hecho al llegar al poder es financiar el aborto dentro y fuera de Estados Unidos- con dinero público y aprobar la masacre de embriones humanos, también con dinero público. Lo primero, en nombre de los derechos reproductivos; lo segundo, en nombre del avance científico. Por tanto, ¿es lógico sospechar de las verdaderas intenciones del presidente norteamericano? Hombre, lo ilógico sería que no sospecháramos.

En cuanto al sistema sanitario, se enfrentan el modelo norteamericano escasísimas prestaciones y donde todo el mundo está obligado a pagarse su seguro médico privado- con el sistema sanitario europeo, gratis total. En este segundo hay un clarísimo abuso, especialmente en una sociedad que tiene tanto miedo a morirse y aspira a la eternidad en este mundo, que la única religión es la hipocondriaca crónica.

En Europa, los ministros de economía no hablan ya de impuestos o de PIB: hablan de cómo reducir el gasto sanitario. Al otro lado, la insolidaridad norteamericana, donde una enfermedad grave revela la indefensión de los más pobres.

Parece claro que la solución está en el punto medio donde no siempre está la verdad, créanme-. En Estados Unidos debe instaurarse un sistema sanitario público con limitaciones. En Europa hay que limitar el sistema público ya existente bajo la premisa de que nadie valora lo que es gratis. No se trata de reducir las prestaciones para casos crónicos, sino de reducir la dispensa farmacéuticas total para jubilados, cobra un mínimo por consulta y un mínimo por acudir a urgencias aunque luego, si el caso es relativamente grave se introduzca la gratuidad total- y en resumen, hacer que la aprehensión general no destroce las economías de Occidente ni paguen justos por histéricos.

Eulogio López

[email protected]