• Caixa ratifica al FROB que sí le interesa la entidad nacionalizada.
  • Y eso sí, utilizará la marca CX en Cataluña y Caixa fuera del territorio de origen.
  • Pero Botín no hará como en Novagalicia: Cataluña es la única comunidad que interesa a Botín.
  • Y el FROB espera que también los fondos de capital-riesgo -escamados tras Novagalicia- acudan a la subasta
  • El único problema es que todos, bancos y fondos, exigen ayudas públicas.

El FROB ya tiene dos candidatos dispuestos a pujar por Catalunya Bank (CX): Caixabank, que ya se sabía, y Santander, que no se sabía.

La Caixa hizo una oferta por Novagalicia y el Santander también, pero este presentó una oferta -y así se lo anticipó al Banco de España- perdedora. Ahora no, el banco cuyo equipo ejecutivo lidera Javier Marín (en la imagen) sí quiere ganar. Cataluña es el único territorio de toda España que le interesa a Emilio Botín.

Enfrente tendrá a Caixabank, que siempre ha dicho que optaría por CX. De hecho, el plan de Isidro Fainé consiste en utilizar la marca Catalunya Banc dentro de Cataluña y reservar la genérica Caixabank para el resto del país.

Y ojo, no olvidemos la carta que el director general de FROB, Antonio Carrascosa, envió a los fondos perdedores, muy escamados por la concesión-tongo de Novagalicia al venezolano Banesco. Vamos, que les anima a volver a invertir en España pero le va a resultar difícil.

En cualquier caso, el futuro de CX se va encauzando. Ya cuenta con dos bancos postores y veremos si se anima algún otro, como el Popular. Los fondos se lo están pensando. Ahora bien, ojo porque tanto bancos como fondos parten de la idea de que se precisan ayudas públicas. Por el momento, el FROB asegura que no las habrá. No sé si creerles.

Eulogio López

[email protected]