• José Carlos Pla lleva semanas trabajando para separar una parte mala de otra buena.
  • Se le ha pedido que la parte mala del banco no supere los 20.000 millones de euros.
  • Bankia: el presidente del FROB habla de "maximizar" la recuperación de fondos públicos pero ya va a contratar a un asesor independiente para vender parte de la entidad.
  • Acepta las críticas a la Sareb pero admite que es lo que tenemos.
  • Y reconoce que el saneamiento bancario ha tenido un coste para el contribuyente "mucho más elevado de lo deseable".
  • Más de 260.000 preferentistas han recuperado su dinero gracias al arbitraje.
  • Las entidades ya han devuelto 1.890 millones de euros a los afectados.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, manifestó el pasado martes 28 de enero que Catalunya Banc (CX) no se iba a trocear. Sin embargo, el presidente del FROB, Fernando Restoy (en la imagen), ha admitido este miércoles que "estamos estudiando la venta de carteras por separado". Es decir, sí se troceará, por activos.

Ya lo hemos contado en Hispanidad. El presidente de CX, José Carlos Pla, lleva semanas trabajando con un objetivo: separar la parte mala de la buena. Evidentemente, la buena sería la que saldría a subasta. El Gobierno no se puede permitir un tercer proceso fallido. Además, el rescate bancario ya ha concluido… oficialmente.

Eso sí, desde el Ejecutivo se le ha pedido a Pla que la parte mala -la que se quedará el FROB y nos tragaremos entre todos- no supere los 20.000 millones de euros, esto es, que no supere la tercera parte de un balance de 70.000 millones. Lo más probable es que sí los rebase.

La comparecencia de Restoy ante la Comisión de Economía del Congreso ha dado para más asuntos aunque, como era de esperar, no ha servido para despejar las dudas sobre el saneamiento bancario. Por ejemplo, sobre la colocación de un paquete de acciones de Bankia. Según Restoy, el objetivo es "maximizar" la recuperación de fondos públicos. A ver si nos entendemos. Para que el FROB recupere los fondos públicos tendría que esperar a que las acciones valgan 3 euros. Ahora mismo cotiza a 1,5 euros.

Sin embargo, Restoy ha admitido que en los próximos días se contratará un asesor independiente para analizar la operación. ¿En qué quedamos ¿En que hay que vender en el momento que permita el máximo retorno, o en colocar cuanto antes un paquete de acciones que permita al Ejecutivo afirmar que el saneamiento está siendo un éxito

Todos los grupos parlamentarios -menos el PP- han criticado la situación de la Sareb, sobre todo las pugnas internas y el hecho de estar vendiendo las viviendas a fondos buitre en lugar de a particulares. Restoy ha hecho suyas las críticas, pero ha afirmado que es lo que tenemos, y que el banco malo está colaborando de manera decisiva en la reestructuración del sector financiero.

También ha dado cifras: los ingresos de la Sareb superaron los 3.800 millones de euros en 2013, lo que le permitió amortizar en efectivo deuda por importe de 1.445 millones de euros. Recordemos que el banco malo emitió 50.000 millones de euros en bonos avalados por el Estado por los que, sólo en 2013, tuvo que pagar unos 1.200 millones de euros en intereses. En 2013, la Sareb vendió 9.000 activos inmobiliarios. En cualquier caso, según Restoy, el equipo que lidera Belén Romana está haciendo un gran trabajo.

A pesar de ser una petición unánime de todos los grupos políticos -menos del PP- el presidente del FROB no ha querido cuantificar la aportación pública para el rescate bancario. Según Restoy, es imposible porque aún quedan por despejar algunas incógnitas. Aportación que el representante del PSOE, Valeriano Gómez, ha cuantificado entre 150.000 y 200.000 millones de euros, de los cuales Eurostat ya da por perdidos 43.500 millones.

Para terminar, las preferentes. Según Restoy, más de 260.000 afectados han recuperado su dinero gracias al arbitraje, esto es, el 60% de los inversores minoristas que se acogieron al proceso. Así, las entidades ya han devuelto 1.890 millones de euros. De ellos, a Bankia le corresponden 1.056 millones, a Novagalicia Banco 496 millones y a CX 338 millones de euros.

Pablo Ferrer

[email protected]