• La desconfianza en la seguridad del sistema nacional de pensiones juega a favor de este producto financiero, que perdió interés para los inversores tras los malos resultados de hace un año.
  • Se han invertido unos 54.577 millones de euros frente a los 48.997 del año pasado.
  • La rentabilidad media anual ponderada para el total de los planes de pensiones se ha situado en el 13% en el 2012.
  • Sin embargo, si se analiza a quince años o a diez, los porcentajes, 1,68, y 2,28 son inferiores a la inflación.
  • Se trata de un producto muy interesante para los bancos.
  • Ante el aumento de la inversión neta en estos productos, Bankinter premia durante junio los traspasos de planes de pensiones con abonos en cuenta corriente de hasta un 4%

La asociación de Instituciones de Inversión Colectiva y Fondos de Pensiones, Inverco, ha facilitado los datos de inversión de los últimos doce meses y los porcentaje de rentabilidad obtenidos que reflejan el cuadro adjunto.

Según Inverco, la rentabilidad media anual ponderada para el total de los planes de pensiones es del 13%, un porcentaje que consideran muy positivo, si se compara con el del 2012, cuando se obtuvieron valores negativos tanto en la rentabilidad a 5 años (-1,47%), como a un año (-4,98), con caídas en la renta variable de hasta el -17,50% también a un año.

Los planes de pensiones, en los últimos tiempos, suelen ser un producto financiero desaconsejado por los asesores de inversión.  Por muchas ventajas fiscales que acarreen los planes de pensiones, las bajas cifras de rentabilidad que mostraban los datos interanuales de mayo del 2012, hace doce meses, demostraban a las claras que no compensaba invertir ante semejante volatilidad en la renta variable e intereses tan reducidos en la renta fija.

Sin embargo, la desconfianza general en el sistema de pensiones no ha aminorado demasiado el interés por estos productos de inversión. El número de partícipes, 7,85 millones de cuentas, ha disminuido tan sólo un 4,73% respecto a la cifra del año pasado, 8,24 millones.

Los planes de pensiones son un producto muy interesante para los bancos. Se trata de inversiones a largo plazo. De hecho, algunas entidades como Bankinter, ofrecen todo tipo de facilidades para su contratación. Durante este mes de junio, la entidad ha abierto una nueva campaña de planes de pensiones y que centrará su estrategia en incentivar, mediante un abono en efectivo en cuenta corriente, el traspaso de fondos a cualquiera de los planes de pensiones o entidades de previsión social voluntaria que comercialice el banco, procedentes de otras entidades.

Los abonos por traspaso podrán llegar hasta el 4% del importe traspasado, para traspasos iguales o superiores a 50.000 euros, y sin límite máximo de bonificación por cliente. Para importes entre 30.000 y 50.000 euros, la bonificación en efectivo será del 3%; y del 2% para traspasos entre 3.000 (importe mínimo requerido para acceder a la promoción) y 30.000 euros.

Sara Olivo
[email protected]