• Desde el mes de octubre ha caído 12 puntos, aunque cuenta con el 53% de apoyo popular.
  • Durante la última semana la popularidad de la canciller alemana ha caído cuatro puntos.
  • El principal motivo de esto han sido sus ausencias forzadas, después del accidente que tuvo mientras esquiaba en las vacaciones de Navidad.
  • La CDU cuenta con el 40% de apoyo, el SPD (24%) y AfD (5%).
  • El regalo de los organizadores del carnaval de Berlín no le hizo demasiada gracia, pues arrugó el gesto.

La canciller alemana, Angela Merkel (en la imagen), ha perdido popularidad durante los últimos meses debido, fundamentalmente, a sus ausencias forzadas, tras el accidente que sufrió mientras esquiaba en las vacaciones de Navidad. Desde el mes de octubre, su popularidad ha caído 12 puntos, aunque sigue contando con el 53% de apoyo popular, según la última encuesta de Forsa, publicada este miércoles. Manfred Guellner, jefe de Forsa, explica que este descenso de la notoriedad de Merkel es por su accidente y que como consecuencia del mismo, ha limitado sus movimientos y sus viajes internacionales.

Hay que señalar también que, según esta encuesta, la popularidad de la canciller también ha disminuido en 4 puntos durante la última semana, a pesar de que se realizó antes del estallido del 'caso Edathy'. Ya saben, la dimisión del ministro de Agricultura, que pertenece al partido de Merkel, por la supuesta filtración de una investigación sobre el diputado del Partido Social Demócrata (SPD), Sebastian Edathy, cuando estaba al frente de Interior.

A pesar de esta bajada en su notoriedad, Angela Merkel sigue siendo la política más popular de Alemania y la líder de la coalición, que desde mediados de diciembre gobierna el país germano. Pues desde entonces, su partido, la Unión Democrática Cristiana (CDU), comparte el poder con el SPD. La CDU cuenta con un 40% de apoyo popular, mientras que el SPD solo tiene un 24%.

En cuanto al resto de partidos los resultados no han variado respecto al anterior sondeo, solo crece un punto la formación euroescéptica Alternativa para Alemania (AfD), que ahora cuenta con un apoyo del 5%. Además se prevé que obtenga buenos resultados en las elecciones europeas de mayo.

Deducimos que a la canciller no le habrá gustado saber que está perdiendo popularidad y seguramente habrá arrugado el gesto, como en la imagen que les mostramos. Algo que hace en demasiadas ocasiones, si no lo creen, solo tienen que observar este miércoles el periódico La Vanguardia, donde aparece en una fotografía con un regalo de los organizadores de carnaval de Berlín. El presente, a base de productos típicos alemanes (una cerveza, acompañada de dos panes y una salchicha), parece que no le hizo mucha gracia a la canciller, que también arrugó el gesto. Pues la sátira y la burla, tan típicas del carnaval, llevan a que los panes y la salchicha recuerden a los órganos masculinos. Sonría un poco más, señora Merkel, que suponemos que el regalo no tenía mala intención, pues recuerde que sigue siendo la líder de Alemania y de Europa.

Cristina Martín

[email protected]