• Se trata de una petición incluida en su propuesta de nuevo Estatuto para la Agencia Tributaria para las informaciones relacionadas con fraude fiscal.
  • Se contempla la creación de una Oficina Nacional Antifraude (ONAF), así como una policía fiscal a partir de las Unidades Operativas del Servicio de Vigilancia Aduanera.
  • Además apuestan por la publicidad de morosos y defraudadores, que conllevaría una modificación de la Ley de Protección de Datos.  
  • En relación a los impuestos, solicitan una reducción de los tipos del IRPF y una bajada del tipo del Impuesto de Sociedades, así como cambios en el IVA.

Los inspectores de Hacienda solicitan el pago a confidentes de las informaciones relacionadas con el fraude fiscal en su propuesta de Estatuto Orgánico para la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT). Este pago se realizaría de un modo similar al que ya hace el Ministerio del Interior, aunque existe un cierto "riesgo de malversación de estos fondos reservados". Una medida que ya existe en países como Estados Unidos (EEUU) y Alemania.

Así lo han explicado el presidente de la Organización Profesional de Inspectores de Hacienda del Estado (IHE), Julio Ransés Pérez Boga (en la imagen), y el secretario de IHE, Francisco Vázquez, este lunes en un desayuno informativo, organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica (APIE).

Se contempla también la creación de una Oficina Nacional Antifraude (ONAF), así como una policía fiscal a partir de las Unidades Operativas del Servicio de Vigilancia Aduanera.

Además apuestan por la publicidad de morosos y defraudadores, que conllevaría una modificación de la Ley de Protección de Datos

Además apuestan por la publicidad de morosos y defraudadores, que conllevaría una modificación de la Ley de Protección de Datos. De tal forma que se incluya a los que están condenados, a los sancionados y a los deudores con la Hacienda pública.

Respecto a los impuestos, los inspectores de Hacienda piden una reducción de los tipos del IRPF porque el tipo marginal es tan elevado (56%), que se crean sociedades jurídicas ficticias para pagar menos impuestos. Además apuestan por restringir el régimen de módulos, solo para los empresarios que trabajen con personas físicas o particulares, pues son "potenciales generadores de facturas falsas". En cuanto al Impuesto de Sociedades, la IHE es partidaria de bajar el tipo para desincentivar medidas de planificación fiscal, como las deslocalizaciones, pues España tiene uno de los tipos más altos de los países europeos. En relación al IVA, Pérez Boga ha señalado que nuestro país está a la cola de la Unión Europea (UE), pues somos de los que menos ingresamos por IVA en relación a su recaudación, y "hay que hacer algo", aunque no es el momento porque este impuesto indirecto grava el consumo, que "está bajo mínimos".

"Nuestro país está a la cola de la Unión Europea (UE), pues somos de los que menos ingresamos por IVA en relación a su recaudación"

El presidente de la IHE ha comentado que últimamente se ha puesto en entredicho la credibilidad, tanto de la AEAT como de las agencias tributarias forales y autonómicas, y "debemos decir basta ya para que no se vuelva a producir", ha añadido. Su propuesta de un nuevo Estatuto para la Agencia Tributaria pretende generar una Agencia estable e independiente, pues "tu pasividad te puede hacer cómplice", ha comentado Pérez Boga. "La mujer del César (en alusión a la AEAT) debe ser buena y no solo parecerlo", ha añadido, ya que lo de ser más estable no es nada irrelevante, pues en sus más de 21 años de vida, la Agencia ha cambiado de director general 11 veces y cada cambio supone entre 200 y 250 nombramientos nuevos.

La aprobación de un Estatuto para la Agencia Tributaria es una de las tres reformas importantes que se van a producir en los próximos meses, junto a la reforma fiscal y la de la financiación autonómica. Desde la IHE creen que este Estatuto se va a hilar con la reforma tributaria y se va a tramitar lentamente, por lo que el nuevo estaría en vigor para el año 2016, cuando se conmemora el 25 aniversario de la AEAT.

La aprobación de un Estatuto para la Agencia Tributaria es una de las tres reformas importantes que se van a producir en los próximos meses

En la propuesta de la IHE también se contempla la necesidad de un sistema único en red y de una caja única. Así como que sean las Cortes, por mayoría cualificada de dos tercios, quienes nombren al Director General de esta administración, que pretenden que esté al servicio del poder político, pero sea independiente, dos aspectos algo difíciles de conjugar. "No nos parece lógico que dependamos de un solo ministerio", ha comentado Vázquez en alusión al de Hacienda y Administraciones Públicas, sino que sería mejor depender del Parlamento. A esto se une su petición de que sea un ente autofinanciado y que no depende de la Administración General del Estado. Estos dos aspectos son precisamente en los que la IHE discrepa más con la propuesta de Estatuto presentada por la AEAT.  

Cristina Martín

[email protected]