Las pernoctaciones de los no residentes crecieron un 3,7%, compensando así la caída de las de los residentes Las pernoctaciones realizadas en alojamientos turísticos extrahoteleros (apartamentos, campings y alojamientos de turismo rural) alzanzaron los 102,9 millones en 2013, lo que supone un aumento del 1% con respecto al año anterior, según los datos difundidos este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Este aumento anual se debió al incremento de las pernoctaciones de los no residentes, que crecieron un 3,7%, compensando así la caída de las de los residentes que se redujeron en la misma medida.

Y se confirma, una vez más, que el turismo de los extranjeros va bien: los extranjeros gastaron 59.082 millones en España en 2013, un 9,6% más que en 2012. 

Y el de los españoles, mal: los españoles viajaron un 2,3% menos en 2013. Solo se salvan los viajes para visitar a familiares o amigos y los realizados para tratamientos de salud.  

En cualquier caso, en 2013, la cifra de pernoctaciones en alojamientos extrahoteleros registró un ligero crecimiento a diferencia del año anterior, cuando las pernoctaciones disminuyeron un 1,2%.

El 63% de las pernoctaciones se realizaron en apartamentos turísiticos, el 30% em campings y el 7% restante en alojamientos de turismo rural.

José Ángel Gutiérrez
[email protected]