• Josep Oliú (Sabadell) quiere culminar la integración de las oficinas de Penedés, Banco Gallego y las oficinas del Lloyds la próxima semana.
  • De todas las marcas, la primera en desaparecer será la del banco inglés.
  • Sabadell siempre hace lo mismo: pone el nombre del absorbido después del de Sabadell, y lo mantiene un tiempo hasta que desaparece definitivamente.
  • Desde el año 1996, el banco catalán ha realizado 11 compras en España y 4 en Estados Unidos.

Es el modelo Oliú: comprar entidades o redes de entidades, añadir el nombre del absorbido al del Sabadell, mantenerlo un tiempo hasta que finalmente desaparece y queda únicamente el de Sabadell.

El presidente de la entidad catalana lo ha hecho hasta en quince ocasiones desde el año 1996, aunque ha intensificado las compras desde 2004. La última operación tuvo lugar en abril de este año: Sabadell compró el negocio en España del Lloyds. Por cierto, esta operación mereció duras críticas al banco inglés por parte de la City, que consideraron que el Sabadell les había tomado el pelo. Lo cierto es que los ingleses necesitaban vender y pronto.

Sea como fuere, aunque ha sido la última adquisición, y muy cercana en el tiempo a la compra de la red de Caixa Penedés que tenía BMN, y a la adquisición del Banco Gallego, la marca Lloyds será la primera que desaparezca de los rótulos. Tanto Caixa Penedés como Banco Gallego son marcas con un fuerte arraigo en sus regiones. Quitarlas demasiado pronto sería negativo para el negocio. Por cierto, este martes es el primer día de huelga -el segundo es mañana miércoles- de los trabajadores de BMN, que protestan por el ERE que afectará a 375 personas.

En cualquier caso, y al margen de las marcas, Josep Oliú (en la imagen) quiere culminar la integración de las oficinas de Penedés, Banco Gallego y Lloyds la próxima semana.

El Sabadell ha pasado de ser una entidad pequeña, con un negocio local, a ser la quinta entidad financiera española por capitalización bursátil, tras el Santander, el BBVA, Caixabank y Popular.

Desde 1996, el Sabadell ha realizado once operaciones en España: ese año compró las oficinas de City Bank y el negocio de Natwest España junto con el su filial, el Banco de Asturias. En el año 2000, Sabadell se hizo con el Banco Herrero, más grande que él, y en 2004 adquirió el Atlántico, cuya sede en Barcelona pasó a ser la sede del Sabadell.

En 2006 la 'víctima' fue el Urquijo. En 2010 compró el Guipuzcoano y en 2011 se hizo con la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM). Un año más tarde, las operaciones ya mencionadas: compró a BMN la red de oficinas de Caixa Penedés -unas 500 sucursales-, y ya en 2013, adquirió el Banco Gallego y las oficinas del Lloyds.

Fuera de España, Oliú ha centrado su atención en EEUU, concretamente en Miami. Así, en 2007 compró el TransAtlantic Bank de Miami y al BBVA el negocio de banca privada que tenía en la región. En 2009 se hizo con el Mellon United National Bank, y en 2011 compró el Lydian Private Bank, ambos en Miami.

Dicho todo esto, el pasado 25 de abril, en la rueda de prensa anterior a la junta de accionistas, el consejero delegado del banco, Jaime Guardiola, aseguró que a partir de ahora el crecimiento de la entidad sería orgánico, es decir, que se habían acabado las compras, al menos las grandes compras como, por ejemplo, la del Banco Gallego. Ya veremos.

Pablo Ferrer

[email protected]