• Una operación mixta: intercambio con el 25% de Aguas de Barcelona más una aportación en metálico.
  • Recuerden que la empresa gala de residuos y agua aborda su divorcio definitivo con Suez-GDF (35% de Suez Environnement) y se supone que hasta un 30% de ese paquete podría salir a bolsa.
  • AGBAR se ha convertido en la joya de la corona de la energética Suez-GDF, a la que aporta más de la mitad de su ebitda.
  • Pieza clave en la operación es el presidente de GDF, Ángel Simón, responsable Suez-Env para España e Iberoamérica.

Caixa aspira a hacerse con el 10% de Suez Environnement, la empresa francesa de residuos urbanos y agua que prepara una salida a bolsa, dentro del divorcio definitivo -tranquilos, seguirá siendo una empresa parapública francesa- Suez-GDF, que posee el 35% del capital.

Recuerden: cuando por razones de competencia, más menos, el grupo Suez se divide en dos (Suez-GDF y Suez-Env). Ahora se va hacia el divorcio definitivo entre la energética y las empresas de servicios de basura y agua.

Suez-Env es la propietaria de 75% de Aguas De Barcelona (AGBAR). El otro 25% pertenece a La Caixa. Pues bien, el plan de la entidad que preside Isidro Fainé consiste en aprovechar esa situación para hacerse con el 20% de la matriz francesa, en una operación mixta donde aportaría su 25% de AGBAR y una pequeña participación en metálico.

A los franceses les interesa, dado que necesitan colocar parte de su capital en bolsa y, al mismo tiempo, no hacen ascos a obtener los réditos de un aumento de participación en la catalana de aguas. No olvidemos que más de la mitad del ebitda de todo el grupo francés viene aportado por AGBAR.

Además, Ángel Simón (en la imagen) no sólo preside AGBAR sino que lleva todo el grupo francés en España e Iberoamérica. Es el directivo clave de Suez-Env., a pesar de su nacionalidad. Ahora hay que ponerse de acuerdo en el precio.

La operación revela, además, que el proyecto de Caixa-Caixabank de resucitar el holding industrial Criteria sigue en pie. Hablamos de AGBAR, Gas Natural Fenosa, Abertis, Adeslas y las participaciones que cuelgan de Caixabank: Telefónica y Repsol. En unas hay control Caixa, en otras sólo participación financiera. Y el hombre clave de La Caixa para ese grupo es Marcelino Armenter.

Eulogio López

[email protected]