• El presidente de la FIAMC explica a Hispanidad que "atrae a la gente a Dios, que es lo importante".
  • Sobre las últimas declaraciones del Gobierno del PP sobre la reforma de la ley del aborto, el doctor Simón opina: "Tengo derecho a ver para creer; yo hasta que no lo vea no creeré".
En la tarde del sábado 20 de abril del año en curso, Su Santidad el Papa Francisco recibió en audiencia privada en la Domus Sanctae Marthae (Ciudad del Vaticano) al presidente de la Federación Internacional de Asociaciones de Médicos Católicos (FIAMC), José María Simón Castellví (en la imagen junto al Papa). Ambos hablaron en español. El doctor Simón le habló sobre la protección de la maternidad, la práctica de la Medicina de hoy en día y sobre las actividades de la Federación en todo el mundo.

El Papa Francisco agradeció las actividades que desarrollan la FIAMC y los médicos católicos en el mundo y le encomendó al doctor Simón transmitírselo así a todos.

En declaraciones a Hispanidad, el doctor Simón nos ha contado sus impresiones de su audiencia privada con el Santo Padre: "Es una persona entrañable, simpática -tiene sentido del humor, ríe-, muy inteligente y muy espiritual". "A los médicos de todo el mundo con los que he hablado les gusta". "Atrae a la gente a Dios, que es lo importante".

Respecto a las últimas declaraciones del Gobierno español del PP sobre la reforma de la ley del aborto que prepara, el doctor Simón ha manifestado su opinión: "Tengo derecho a ver para creer. Hay cosas en las que es necesaria la fe. Y en esto, tengo derecho a no tenerla. Que prometan, que digan. Yo hasta que no lo vea no creeré". "Y que no lo vea no es la ley, sino que baje el número de abortos y se defienda la vida".

José Ángel Gutiérrez
[email protected]