- El ministro del Interior afirma que "la fecha del 11-M no fue elegida pensando que las elecciones se iban a celebrar tres días después, estaba vinculada al 11-S: cuatro aviones en Nueva York, cuatro trenes en Madrid"
- José Antonio Sentís (tertuliano RNE): "Diez años después del 11-M, no pasaría nada porque hiciéramos todos un esfuerzo para centrar las cosas"
- Fernando Garea (tertuliano RNE): "Creo que la manera como se hizo el proceso judicial, el juicio y los posteriores recursos y la sentencia, e incluso la investigación, es modélica en relación a lo que se ha podido hacer en otros países"
- Justino Sinova (tertuliano RNE): "Me queda un pesar enorme por la reacción política que aquello causó"
- Lucía Méndez (tertuliana SER): "El 11-M nunca lo he podido ver solo como periodista, me ha costado mucho sufrimiento en mi trabajo; porque una cosa es ver las imágenes y otra es verlo en directo"
- Josep Ramoneda (tertuliano SER) recuerda "el salto, la señal de que esto era de otra dimensión, la aparición del estilo al Qaeda, el desconcierto"
- Joaquín Estefanía (tertuliano SER): "Fueron los mismos alumnos los que entraron a decirme que no tenían sosiego para dar clase y se ofrecieron para cubrir la información con los compañeros de El País"
En la COPE, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, se refería a que el primer acto oficial de recuerdo a las víctimas de los atentados del 11-M con motivo del décimo aniversario contó con la presencia de todas las asociaciones y estuvo presidido por el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien subrayó que España "nunca se llegará a acostumbrar al dolor". Añadía el ministro en la COPE: "Es la primera vez en estos años en que se ha conseguido visualizar la unidad de las víctimas. El que parecieran divididas les restaba fuerza ética y moral. Estoy muy agradecida a las asociaciones, a sus dirigentes Eloy Morón, Ángeles Pedraza, Pilar Manjón y Mari Mar Blanco. Estaban todos los que eran y eran todos los que estaban. Ellas eran los protagonistas. Ese testimonio de unidad en estos momentos era muy importante. Yo allí dije que las divisiones del pasado nos permitan encarar desde el presente la unidad del futuro".

Preguntado por si, tras la sentencia judicial, hay que olvidar y dar carpetazo al 11-M, ha respondido: "Entiendo la pregunta porque está en el sentir de muchos españoles. Todos nos preguntamos aún quién ordenó matar a Kennedy en noviembre de 1963 y aún se sigue especulando sobre ello. También se sigue hablando de quién ideó la muerte de Prim. La historia está llena de magnicidios, de asesinatos, de atentados célebres. En un atentado en el que murieron 191 personas más un subinspector de los GEO es normal que se siga especulando quién estuvo detrás sobre todo por la fecha en la que se produjo y por las consecuencias políticas que tuvo. Yo también estaba convencido de que había sido ETA quien había cometido los atentados. Ibarretxe y Otegi también estaban convencidos. ¿Por qué Porque el terrorismo yihadista no se tomaba en serio, se veía como una cosa muy lejana y el de ETA estaba muy presente. La proximidad a las elecciones, que se celebraron solo tres días después, provocó que se transformara en una herida que marcó la siguiente legislatura. Esas heridas y esa división aún no ha cicatrizado del todo. Diez años después se pueden llegar a algunas conclusiones: que ETA no participó. ¿Caso cerrado Sí. ¿La verdad judicial es la verdad absoluta No. Pero mientras que no aparezcan nuevas pruebas la verdad judicial tiene que prevalecer".  

Según ha explicado el ministro, "la fecha del 11-M no fue elegida pensando que las elecciones se iban a celebrar tres días después. Estaba vinculada al 11-S. Cuatro aviones en Nueva York, cuatro trenes en Madrid".
Respecto a qué consecuencias ha traído desde el punto de vista policial ese atentado, ha afirmado: "Tenemos efectivos muy profesionalizados en la Guardia Civil y en la Policía. Hemos multiplicado nuestra eficacia y también nuestros efectivos. Eso también se traduce en la cifra de detenidos. Desde 2004 hemos arrestado a 472 yihadistas. Amenaza alta y de intensidad baja que se corresponde con el nivel de protección 2. Existe riesgo probable de atentado terrorista pero es una calificación que compartimos con nuestros vecinos europeos. No hay que ser alarmistas pero sí realistas".

Sobre el hecho de que este domingo uno de los detenidos por el 11M, Rafa Zouhier vaya a salir de prisión, Fernández Díaz ha apuntado: "Estamos trabajando para que sea expulsado de nuestro país. Si él toma alguna iniciativa para retrasar esta decisión la tendríamos que acatar pero me lo han pedido de manera especial las víctimas y tiene todo el sentido. Se pueden establecer para él medidas de seguridad pero tenemos una limitación legal. La voluntad del Gobierno y del Ministerio del Interior es que deje España".

José Antonio Sentís (tertuliano RNE): "Diez años después del 11-M, no pasaría nada porque hiciéramos todos un esfuerzo para centrar las cosas"

En RNE, los tertulianos analizaban que el primer acto oficial de recuerdo a las víctimas de los atentados del 11-M con motivo del décimo aniversario contó con la presencia de todas las asociaciones y estuvo presidido por el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien subrayó que España "nunca se llegará a acostumbrar al dolor". José Antonio Sentís comentaba que "han sido unos años en los que el debate político intenso, extenso y durísimo, el debate ciudadano, el debate periodístico, ha provocado la fractura de la sociedad española en dos bandos irreconciliables en los que uno de ellos considera hasta niveles extremos en ocasiones que ha habido más cosas de las que se han contado y otro bando que considera que la verdad oficial ha quedado resuelta con el juicio. Sos bandos han sido incapaces de entenderse en ningún momento. Creo que diez años después no pasaría nada porque hiciéramos todos un esfuerzo para centrar las cosas: qué es lo que se demostró realmente, qué es lo que se investigó mal, qué es lo que falta por investigar, qué comportamientos políticos fueron adecuados o improcedentes, una cierta autocrítica de cada comportamiento de estos  y empezar de nuevo diez años después porque el 11-M no fue solo una catástrofe desde el punto de vista emocional, o de las víctimas, fue además la constatación de un fracaso social de España en el que los españoles no estuvimos a la altura, salvo aquellos que intervinieron en un primer momento, en solidaridad con las víctimas, en emergencias". "La sociedad española no estuvo a la altura de lo que se espera de una sociedad madura, cohesionada, con espíritu colectivo".

Fernando Garea (tertuliano RNE): "Creo que la manera como se hizo el proceso judicial, el juicio y los posteriores recursos y la sentencia, e incluso la investigación, es modélica en relación a lo que se ha podido hacer en otros países"

Fernando Garea, también en RNE, apuntaba que "durante muchos años es verdad que ha habido una enorme brecha alimentada por gente que estaba interesada en mantenerla por distintos motivos, y diez años después da la impresión de que esa brecha ha empezado a cerrarse por distintas circunstancias". "Creo que la manera como se hizo el proceso judicial, el juicio y los posteriores recursos y la sentencia, e incluso la investigación creo que sí es modélica en relación a lo que se ha podido hacer en otros países. Creo que ahora hay una verdad judicial que sigue siendo la verdad oficial que es incuestionable y creo que es el momento en el que se pueden cerrar muchas dudas que muchos han pretendido mantener durante mucho tiempo. Es muy significativo desde el punto de vista político que un partido que durante toda una legislatura mantuvo una posición muy crítica contra esas investigaciones, el actual presidente del Gobierno llegó a pedir la anulación de la investigación judicial, ahora desde ninguna instancia se pone en discusión esa investigación".

Justino Sinova (tertuliano RNE): "Me queda un pesar enorme por la reacción política que aquello causó"

Justino Sinova, en la misma emisora, opinaba que "quedan todavía algunos puntos oscuros importantes, incluso el principal condenado, Zougam, sigue reclamando su inocencia. Zougam era un colaborador de la policía y él sostiene que a la policía le dio todos los datos que había descubierto"; "y que él fue acusado de manera injusta por dos testigos protegidos que curiosamente, después, se volvieron atrás. Ese es un punto todavía muy oscuro. Y no se sabe quién fue el que planeó el atentado, cosa que ha declarado el propio juez que redactó la sentencia el 11-M". "Me quedan dos sentimientos: uno, el del horror por el atentado y por las víctimas causadas; y otro, un pesar enorme por la reacción política que aquello causó". "A partir de ese atentado se produjo una agitación política sin precedentes, que llevó a una parte de la opinión pública a acusar al Gobierno de la producción de ese atentado, a decir que el Gobierno era responsable de que se hubiera producido ese atentado, cosa que ha ocurrido una única vez en la historia de España". "Nunca un atentado de ETA se interpretó como que fuera responsabilidad del Gobierno, o de las fuerzas de seguridad". "En este caso, la izquierda hizo responsable políticamente al Gobierno del atentado". "Y todas aquellas agitaciones que incluso se produjeron el día de reflexión, la primera vez en la historia de la democracia española en que un día de reflexión fue violado", "causó un deterioro político fabulosos a esta democracia".

Lucía Méndez (tertuliana SER): "El 11-M nunca lo he podido ver solo como periodista, me ha costado mucho sufrimiento en mi trabajo; porque una cosa es ver las imágenes y otra es verlo en directo"

En la SER, los tertulianos analizaban que el primer acto oficial de recuerdo a las víctimas de los atentados del 11-M con motivo del décimo aniversario contó con la presencia de todas las asociaciones y estuvo presidido por el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien subrayó que España "nunca se llegará a acostumbrar al dolor". Lucía Méndez contaba que ella pudo ver desde su casa las consecuencias del atentado, por lo que "el 11-M nunca lo he podido ver solo como periodista, me ha costado mucho sufrimiento en mi trabajo; porque una cosa es ver las imágenes y otra es verlo en directo".

Josep Ramoneda (tertuliano SER) recuerda "el salto, la señal de que esto era de otra dimensión, la aparición del estilo al Qaeda, el desconcierto"

Josep Ramoneda, también en la SER, recordaba "las primeras informaciones", "la sensación esa de otra vez, que tantas veces hemos sentido en este país. Después la escalada de cifras, que ya empezaba a generar un cierto desconcierto, las primeras señales apuntando a ETA", "y después el salto, la señal de que esto era de otra dimensión, la aparición del estilo al Qaeda, el desconcierto".

Joaquín Estefanía (tertuliano SER): "Fueron los mismos alumnos los que entraron a decirme que no tenían sosiego para dar clase y se ofrecieron para cubrir la información con los compañeros de El País"

Joaquín Estefanía, en la misma emisora, relataba que vive relativamente cerca y escuchó el estruendo: "Como siempre, estaba escuchando Hoy por Hoy. Conociendo a Iñaki Gabilondo, la prudencia de los primeros momentos me hacía indicar que tenía más información pero que no la tenía contrastada y que podía ser peor; y el peor momento de la mañana, cuando salí de casa hacia la escuela de periodismo y pasamos media mañana contándonos, a ver si estábamos todos los alumnos, las secretarias, los profesores, etc. Fueron los mismos alumnos los que entraron a decirme que no tenían sosiego para dar clase y se ofrecieron para cubrir la información con los compañeros de El País".  

José Ángel Gutiérrez
[email protected]