• Fue consejero de Economía de la Junta de Andalucía durante la época de los EREs.
  • Sin embargo, el presidente andaluz ha defendido la actuación de la Junta ante este caso de corrupción en el que se han "utilizado de formas ilícita fondos públicos".
  • Y tanto: a cuenta del 'fondo de reptiles' se concedieron prejubilaciones irregulares, pagadas a personas que nunca habían trabajado en las empresas afectadas.
  • Se otorgaron subvenciones a empresas que no estaban presentando un ERE, e incluso a personas que no llegaron a crear ninguna empresa. 
  • Y se pagaron comisiones muy por encima del valor de mercado a intermediarios entre la Junta y los trabajadores: aseguradoras, consultoras, bufetes de abogados y sindicalistas.
  • La actual consejera de Presidencia e Igualdad y secretaria provincial del PSOE de Sevilla, Susana Díaz, se perfila como sucesora de Griñán.
  • El presidente andaluz pide a su partido que limite los mandatos a dos legislaturas: a buenas horas, mangas verdes.
Tal y como estaba previsto, el presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán (en la imagen), ha anunciado durante el debate del estado de la región, que se celebra desde hoy en el Parlamento andaluz, que no se presentará a la reelección como jefe del Ejecutivo en los próximos comicios autonómicos, previstos en 2016.

"Un proyecto político de largo alcance tiene que renovarse constantemente", ha dicho sobre el futuro. Pero ha dicho que seguirá como presidente andaluz "durante esta legislatura". También ha pedido a su partido que limite los mandatos a dos legislaturas, como será su caso, y espera lograr lo mismo en el Parlamento, ante lo que cabría decir: a buenas horas, mangas verdes, después de que Manuel Chaves casi se perpetuase en el poder andaluz durante 19 años... Haberlo dicho antes, Pepe...

En un discurso grandilocuente, que ha comenzado citando a Kennedy, ha hecho gala de todos los tópicos progres, tales como el ensalzamiento de la ideología de género o la asignatura de Educación para la Ciudadanía, pero ha hecho muy poca mención al caso de los EREs falsos de la Junta de Andalucía, que son investigados en este momento por el juzgado de instrucción número 6 de Sevilla, dirigido por la juez Mercedes Alaya, y por el Tribunal de Cuentas del Estado. Durante su intervención, Griñán ha defendido la actuación de la Junta ante el caso de corrupción de los ERE en el que se han "utilizado de formas ilícita fondos públicos".

Y tanto. Según recoge Wikipedia, la investigación llevada por la jueza Alaya y la Guardia Civil ha demostrado que existían graves deficiencias en la gestión de las ayudas a los ERE, puesto que, a cuenta del "fondo de reptiles" se concedieron prejubilaciones irregulares, pagadas a personas que nunca habían trabajado en las empresas afectadas (12,3 millones de euros).

También se otorgaron subvenciones a empresas que no estaban presentando un ERE, e incluso a personas que no llegaron a crear ninguna empresa (73,8 millones de euros). Y se pagaron comisiones muy por encima del valor de mercado a intermediarios entre la Junta y los trabajadores: aseguradoras, consultoras, bufetes de abogados y sindicalistas (entre 50 y 68 millones). Todo ello constituye un fraude total de, al menos, 136 millones de euros. Asimismo, la jueza no descarta el pago de sobornos a cargos políticos de la Junta por parte de los comisionistas.

Recordemos que en la Junta de Andalucía gobierna el PSOE desde el año 1980. Y durante la época en la que se produjo el escándalos de EREs falsos, el actual presidente de la Junta de Andalucía y secretario general del PSOE-A, José Antonio Griñán, ocupaba cargos de relevancia política, como el puesto de consejero de Economía. La sospecha recae sobre Griñán: es muy difícil que no supiese nada, aunque él lo niegue...

Griñán había manifestado esta misma mañana, a su entrada al parlamento andaluz, que su decisión de no presentarse a la reelección como presidente de la Junta de Andalucía ha sido muy meditada, "mucho, muchísimo". Asimismo, cuestionado sobre por qué este momento para anunciarlo, ha expresado que porque es "muy bueno". Sí, es bueno para la democracia española que se retire este señor.

Por su parte, el expresidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves -otro sospechoso de, al menos, conocer el caso de los EREs- ha dicho desconocer las razones que han podido llevar a su sucesor Griñán a decidir no volver a presentarse como candidato, pero ha pedido que "sean cuáles sean" no se interpreten en clave interna dentro del PSOE. Es más, se ha mostrado convencido de que esta situación no va a condicionar "la agenda" del secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba.

El portavoz parlamentario del PP-A, Carlos Rojas, ha asegurado este miércoles que la decisión de Griñán de no aspirar a la reelección entra "dentro de lo previsible" porque "no ha podido soportar la presión" a la que se ve sometido por el caso de ERE fraudulentos tramitados por la Junta.

Ahora, la actual consejera de Presidencia e Igualdad y secretaria provincial del PSOE de Sevilla, Susana Díaz, se perfila como la principal opción para sustituir a José Antonio Griñán.

Y en clave interna del PSOE, los analistas sugieren que si uno de los estandartes de una generación socialista, Griñán, se va, Rubalcaba debería seguir su ejemplo y dar paso a caras nuevas. Pero a Rubalcaba le gusta más la política que a un niño el caramelo.

Andrés Velázquez

[email protected]