• Eso sí, los asesinatos y homicidios consumados cayeron un 17%  respecto a 2012 (cuando hubo 364), pero no dejan de ser asesinatos.
  • Fernández Díaz destaca que salvo las violaciones y los robos con fuerza en domicilio todas las tipologías delictivas descienden (vaya consuelo).
  • Los delitos y faltas cayeron un 4,3% en 2013 y dejan la mejor tasa de criminalidad desde 2001.
  • Pero sigue habiendo mucha criminalidad y delincuencia, porque muchos españoles no denuncian. 
El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz (en la imagen), ha presentado hoy miércoles el informe de criminalidad de 2013, un informe que acredita que "España es un país seguro".

Hombre, muy seguro, muy seguro... Los asesinatos y homicidios consumados cayeron un 17%, al pasar de 364 asesinatos en 2012 a 302 el pasado año, pero no dejan de ser asesinatos, ¿no

Eso sí, según ha explicado, las infracciones penales —delitos y faltas— cayeron el pasado año en España un 4,3% con respecto a 2012 hasta los 2.172.133. Y dejan la mejor tasa de criminalidad desde 2001: en 46,1 delitos por cada 1.000 habitantes, el índice más bajo de los últimos doce años.

Fernández Díaz ha destacado también que salvo las violaciones y los robos con fuerza en domicilio todas las tipologías delictivas descienden: vaya consuelo, ¿no Precisamente las violaciones y los robos con fuerza en domicilio son de los que más preocupan a los españoles.

No obstante, también descienden los hurtos un 2,9% (606.832), frente a los robos con fuerza en domicilio, que experimentan un ligero ascenso de 0,76%.

Pero sigue habiendo mucha criminalidad. Y los pequeños delitos, agresiones, robos, vejaciones, etc, que los españoles no denuncian porque saben que no tienen nada que ganar, siguen en aumento.

Andrés Velázquez
[email protected]