• Los resultados remitidos a la CNMV no ofrecen los datos suficientes para hacer una evaluación de la entidad.
  • El margen de intereses cae un 5,3% y las comisiones un 17,1%.
  • El margen bruto aumenta un 35,1%.
  • La cuota de mercado que la entidad tiene en Cataluña es superior al 11%.

A ver si nos entendemos. Los datos que ha remitido Catalunya Banc a la CNMV son claramente insuficientes para poder hacer una evaluación seria de cuál es la situación de la entidad nacionalizada. De hecho, lo único que ha enviado la entidad que preside José Carlos Pla (en la imagen) es una nota de prensa en la que se echan en falta algunos datos importantes.

Así, se nos anuncia que CX ganó 187 millones de euros en el tercer trimestre del año y que se inicia una nueva etapa tras cerrar su reestructuración. Todo, como ven, muy concreto. Vamos con los números aportados: el margen de intereses ha bajado un 5,3% y las comisiones lo han hecho un 17,1%. Por su parte, el margen bruto ha aumentado un 35,1%, hasta los 1.062,4 millones de euros.

Según la nota, "se ha culminado el proceso de reestructuración que dará como resultado un banco con una red de 715 oficinas y 4.600 empleados" que centra su negocio en Cataluña". Actualmente, la cuota de mercado de la entidad es de algo más del 11%. El problema de CX es su evolución negativa, sobre todo por la inacción del anterior equipo directivo presidido por Adolf Todó. No en vano, el FROB la ha intentado subastar en dos ocasiones y ha fracasado en las dos.

Pablo Ferrer

[email protected]