• En opinión del presidente de CONCAPA, el colegio y los profesores deberían rendir cuentas a las familias de su trabajo al final del curso, "de cómo ha ido la marcha académica, por qué ha sido así y cuál es el plan de mejora del año siguiente".
  • Entre lo bueno de la LOMCE detsaca el hecho de que se establecen pruebas objetivas y externas, la supresión de EpC y el reconocimiento de la asignatura de religión y del castellano en las CCAA bilingües.
  • El presidente de CONCAPA echa en falta, también, la asignatura clásica Historia de la Filosofía.
Las peticiones de todos los grupos de la oposición en el Congreso para retirar el proyecto de Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) se debaten este martes en una sesión extraordinaria. Se trata de las enmiendas de totalidad que los grupos registraron en la Cámara Baja el pasado 2 de julio y con las que piden la devolución inmediata al Gobierno del texto presentado por el ministro de Educación, José Ignacio Wert.



En declaraciones a Hispanidad, el presidente de CONCAPA, Luis Carbonel, ha señalado lo que de positivo y negativo encuentra en la norma que prepara Wert. Entre lo bueno, el hecho de que se establecen pruebas objetivas y externas es "un logro importante" puesto que va a permitir "homologar el nivel de conocimientos en todo el país" y también "introducir más transparencia" al poder saber "cómo va cada uno de los centros".



Carbonel también ve como positivo el que la ley "se atreve a decir con claridad" que los alumnos de las comunidades bilingües van a tener acceso al estudio en la lengua de la comunidad autónoma y también al estudio en castellano. Igualmente destaca como aportación el hecho de que se reconozca la asignatura de religión como optativa y calificable y se destierra la asignatura de educación para la ciudadanía que se imponía como asignatura obligatoria.



Entre las carencias de la ley que prepara Wert, Carbonel destaca que "no se le da a las familias el lugar central que deberían tener estas, para que puedan cooperar con el colegio, con los profesores". En ese sentido, echa en falta el que el colegio y los profesores "rindan cuentas a las familias de su trabajo al final del curso", "de cómo ha sido la marcha académica, por qué ha sido así y cuál es el plan de mejora del año siguiente. Y también cuentas de cómo se han gastado los recursos públicos destinados tanto a la escuela concertada como a la escuela pública". Todo esto porque "los destinatarios de la educación son los hijos, a los cuales les representamos los padres".



El presidente de CONCAPA echa en falta también una asignatura de historia de la filosofía, que "es la asignatura que nos permite conocer los diferentes pensamientos que ha existido".



José Ángel Gutiérrez


[email protected]