El calmante provocó abortos y malformaciones congénitas en cerca de 3.000 personas en EspañaEl Juzgado de Primera Instancia número 90 de Madrid ha condenado a la farmacéutica alemana Grünenthal, fabricante de la talidomida, a indemnizar a las víctimas de la Asociación de Víctimas de la Talidomida en España (AVITE) con 20.000 euros por cada punto porcentual de minusvalía reconocido. Contra la sentencia, con un total de 23 páginas, cabe recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Madrid.

La talidomida era un calmante que comenzó a comercializarse a partir de 1957. El fármaco se retiró en otros países diciembre de 1961, pero los demandantes sostienen que hubo ventas en España hasta mayo de 1962. Provocó abortos y malformaciones congénitas en cerca de 3.000 personas en España.

En el juicio, que se celebró el 14 de octubre, el representante legal de la empresa señaló que este fármaco "no estaba indicado para náuseas de embarazadas", pero reconoció que entonces, en el prospecto, no se las excluía. Por su parte, la defensa de la alemana sostuvo que las infracciones estaban prescritos.

En Alemania, las víctimas ya consiguieron acuerdos indemnizatorios con la farmacéutica.

Andrés Velázquez

[email protected]