• ...Salvo que se trate de cerrar canales de televisión, claro está.
  • Una vicepresidenta cada vez más rabiosa y más sectaria, se revuelve contra Europa: sí se consultó el céntimo sanitario a la Comisión Europea.
  • Y el Gobierno, de paso, se enfrenta Bruselas por la emigración en Ceuta y Melilla. Menos mal: "las mafias escuchan esos mensajes" (los de la comisaria Malmström).
  • Fátima Báñez. Primer problema de la tarifa plana: sólo hasta el 31 de diciembre del presente año. No obstante, es una buena medida.
  • Luis de Guindos: ¡Viva los fondos! ¿Quién ha dicho que a las empresas de capital-riesgo les gusten las pymes
  • Y ya puestos, ¿quién ha dicho que sea bueno titulizar los créditos a las pymes Titulizar siempre implica una burbuja especulativa. A lo mejor tenemos otra subprime.

Consejo de Ministros del "Quiero poner en valor la actividad de la Guardia Civil". 'Poner en valor' es un espantoso modismo traído del mundo bursátil (quizás por eso resulta tan espantoso). Era la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros y Soraya hablaba de las críticas de Bruselas y de la pedantona comisaria de Interior -Emigración- de la Unión Europea, Cecilia Malmström, otra anti-sur de Europa que todavía imagina a España como una hoguera donde se queman herejes (¡Qué tiempos!).  Y ha hecho muy bien doña Soraya en recordarle a doña Cecilia que las tontunas que ella expide, incluidas las críticas contra la Guardia Civil -que también se equivoca pero que por lo general lo hace muy bien- esas críticas realizadas desde los cómodos despachos de Bruselas son escuchadas por las mafias. Por eso, otros 200 inmigrantes han entrado en Melilla, lo cual no significa que otros 200 inmigrantes tengan más esperanza ayer que hoy.

Ha sido un día de sorpresas porque doña Soraya protagonizó una segunda defensa de otros temas -generalmente su discurso va encaminado a defenderse a sí misma-: la del céntimo sanitario, nuevo varapalo (no, no son los de Parot) de la justicia europea a España. Según Soraya, la comisión sí tenía conocimiento del nuevo impuesto, así que ahora que no lo niegue.

Buena defensa, pero entonces la vicepresidenta se lanza en tromba: "Este Gobierno acata y aplica las sentencias judiciales", brama. Bueno, salvo que perjudiquen al duopolio televisivo de los señores Lara y Berlusconi. O al señor Juan Luis Cebrián, que ha domesticado El País y la SER para que el Gobierno exija a los bancos que le salven de la quiebra. A cambio, ni Tele 5 ni A3 TV ni El País, ni la SER, nadie, habla mal de Soraya. De Rajoy, su jefe sí, pero a Soraya ni tocarla.

En cualquier caso, si "este Gobierno acata" las sentencias de los tribunales el señor Eduardo Espín, ponente de la sentencia del Tribunal Supremo que exige al Gobierno cerrar 9 canales de TDT, y que Soraya ni ha acatado ni ha aplicado, para no molestar a Lara y Berlusconi, a lo mejor piensa de otra forma.

Fátima Báñez también toreó esta corrida. La medida estrella del Debate sobre el Estado de la Nación: 100 euros de tarifa plana para los nuevos contratos indefinidos. Buena medida, sin duda, como toda aquella que rebaje los elevados impuestos laborales vigentes en España, el principal enemigo del empleo. Ahora bien, el asunto tiene trampa. Y la trampa radica en que la medida estará en vigor desde el 25 de febrero hasta el 31 de diciembre. Que no, que no se trata de abrir vías de escape temporales a la opresión de las cuotas sociales, sino de reducir y/o anular las cuotas y financiar las pensiones con IVA.

En cualquier caso, insisto, una medida positiva. De vez en cuando, hasta el PP acierta.

Y la terna la cerraba el titular de Economía, Luis de Guindos. Éste se ha especializado en los gestos. Cada vez que un periodista le hace una pregunta lamentable -no muchas veces, apenas un 99%, en opinión de Guindos- el ministro tuerce el gesto. No lo expresa claro -salvo cuando piensa que los micrófonos se han apagado, lo que no sucede nunca- pero actúa, que el lenguaje de los signos siempre resulta demoledor.

Dos anteproyectos de ley: financiación de primas y ley de capital-riesgo e instituciones de inversión colectiva. Resumen de esta última: ¡Vivan los fondos! Mensaje oficial: si los bancos, queridos emprendedores, no os dan créditos iros al capital riesgo. Creación de fondos de 'private equity' para pymes. Ahora bien, con todo respeto, ministro, ¿quién le ha dicho que el capital riesgo -poco capital y mucho riesgo- quiere financiar a las pymes Nacieron para eso, sí, pero enseguida se dieron cuenta de dónde estaba el negocio: comprar el conjunto y vender por trozos. Y en las pymes hay poco que trocear.

La ley de apoyo a la financiación aún resulta más peligrosa. Por ejemplo, asegura Guindos que se abrirá la posibilidad de titulizar la cartera de crédito a pymes. Pues oiga, ministro, con la morosidad de los créditos a Pymes, si usted se pone a titulizar, paquetizar y estructurar, a lo mejor nos encontramos con una nueva subprime. Y fueron las 'subprimes' estructuradas  las que provocaron la crisis de 2007, la madre de todas las crisis… en la cual aún nos encontramos. Estos ministros con mentalidad de banqueros de inversión son muy peligrosos.

Eulogio López

[email protected]