• De ellas, 13.318 (el 16%, un porcentaje similar al del año anterior) lograron acceder a un puesto de trabajo.
  • El 67% de las personas que van a Cáritas son mujeres y la mayoría tienen entre 36 y 45 años.
  • Aunque cada vez personas con mayor formación se acercan a sus servicios por la falta de trabajo.
  • En 2012, Cáritas destinó un total de 32.796.702 euros a sus acciones de empleo, un incremento del 20,8% con relación a 2011.
Cáritas  -la acción sociocaritativa de la Iglesia católica-  ha presentado la Memoria de Empleo 2012. Según los datos dados a conocer, durante 2012, un total de 81.613 personas participaron en las acciones y programas de empleo de Cáritas. De ellas, 13.318 (el 16 por ciento, un porcentaje similar al del año anterior) lograron acceder a un puesto de trabajo, ha informado Cáritas.

El perfil predominante de estas personas es del de mujer (un 67%), inmigrantes o autóctonas, con edades comprendidas entre 25-45 años (el 60%) y con un bajo nivel formativo (el 63% no supera los estudios secundarios).

No obstante, este viernes, en TVE, la directora de Desarrollo Social de Cáritas, Ana Abril (en la imagen), ha señalado que cada vez personas con mayor formación se acercan a sus servicios por la falta de trabajo. Y ha abogado porque las políticas tengan como principal fin las personas.

Cáritas ayuda a las personas que acuden a sus Programas de Empleo de muy diversas maneras. Una de las actividades que aglutina mayor número de demandas son los Servicios de Acogida, Información y Orientación laboral, a través de los cuales se atendieron en todo el país a 67.226 personas en 2012.

Otro apartado destacado es de la formación para el empleo. A lo largo de 2012 se realizaron 791 acciones formativas, de las que se beneficiaron 12.662 personas. El 36% de estas acciones formativa incluyeron prácticas en empresas.

El apoyo al autoempleo es también un objetivo prioritario, del que se beneficiaron el pasado año 96 personas a través de 37 iniciativas de autoempleo.

Además, gracias a los servicios de intermediación laboral, en 2012 se atendieron a 14.973 participantes, se estableció contacto con 7.050 empleadores y se gestionaron 5.864 ofertas.

Otra de las grandes apuestas de Cáritas en la promoción del empleo para personas vulnerables son las iniciativas de economía social. El año pasado, Cáritas contó con 22 Empresas de Inserción, 6 Cooperativas y 1 Centro Especial de Empleo. Destaca la puesta en marcha de 6 iniciativas nuevas. Esta apuesta por la Economía Social ha supuesto en 2012 un total de 586 puestos de trabajo. Además, se desarrollaron 39 talleres ocupacionales, en los que participaron 789 personas. Junto a ello, en 2012 se contrataron a 40 participantes de las acciones de empleo en diferentes puestos de Cáritas.

Todo este trabajo de acompañamiento se lleva a cabo gracias al compromiso gratuito de 2.173 voluntarios en toda España y el trabajo de 585 personas remuneradas.

Además, en 2012, la Confederación Cáritas destinó un total de 32.796.702 euros a sus acciones de empleo, lo que supone un incremento del 20,8% con relación a 2011. Estos fondos proceden tanto de donaciones privadas (un 53%) como de subvenciones públicas (un 47%, procedente del Fondo Social Europeo y Administraciones estatales, autonómicas y locales), así como de los generados por las actividades económicas de las propias empresas de economía social que gestionan las Cáritas Diocesanas.

José Ángel Gutiérrez
[email protected]