• Se trata de una autopista de peaje de 70 kilómetros de Brisbane, la tercera mayor ciudad del país.
  • La empresa española participa en un consorcio junto a la australiana Hastings Funds Management, al fondo soberano Kuwait Investment Authority y al fondo de pensiones holandés APG Algemene Pensioen Groep.
  • Tendrán que pujar con otras dos ofertas.
  • Pero Abertis va a por todas y tiene muchas posibilidades: es el consorcio más sólido desde el punto de vista industrial.
  • El valor de la operación ronda los 4.000 millones de euros.

Se ha confirmado: la mayor concesionaria del mundo, Abertis, ha presentado una oferta por Queensland Motorways, una de las mayores empresas de autopistas de Australia. De esta manera, la compañía que preside Salvador Alemany ha dado el primer paso para entrar en ese mercado, inédito para Abertis hasta el momento pero que constituye uno de los mercados objetivo, junto con Norteamérica y Europa Occidental.

La operación se enmarca dentro del plan de privatización impulsado por el Gobierno australiano con el que pretende vender grandes activos de infraestructuras para financiar los programas de obras públicas.

Lo que está en juego en una autopista de peaje de 70 kilómetros, situada en Brisbane, la tercera mayor ciudad del país y una de las vías más transitadas y rentables. El valor de la operación ronda los 4.000 millones de euros.

Pero Abertis no acude en solitario. Participa en un consorcio junto a la empresa local Hastings Funds Management, al fondo soberano Kuwait Investment Authority y al fondo de pensiones holandés APG Algemene Pensioen Groep.

Un segundo consorcio que también se ha presentado está formado por Transurban Group, un importante operador de autopistas de los estados de Nuva Gales del Sur y Victoria, que ha unido fuerzas con el fondo de pensiones AustralianSuper y con el fondo soberano Abu Dhabi Investment Authority.

Por último, el consorcio formado por IFM Investors, participado al 30% por fondos de pensiones australianos, junto con el fondo de pensiones canadiense Ontario Teachers y Borealis Infrastructure, también ha presentado su oferta.

A partir de estas tres propuestas, Queensland seleccionará a uno de los consorcios para que presente una propuesta formal de compra. Aunque la puja será dura, el consejero delegado de Abertis, Francisco Reynés (en la imagen), va a por todas y lo cierto es que cuenta con bastantes posibilidades de ganar. No en vano, su propuesta es la que cuenta con el socio industrial -la propia Abertis- con más experiencia en el sector.

Pablo Ferrer

[email protected]