La asociación de jueces y magistrados Francisco de Vitoria es la segunda en número de afiliados de la CarreraAl ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, se le abre otro frente. La asociación de jueces y magistrados Francisco de Vitoria, la segunda en número de afiliados de la Carrera, ha decidido impugnar ante el Tribunal Supremo el nombramiento de los doce vocales de adscripción judicial y del presidente del órgano de gobierno de los jueces al entender que el "cambalache" de la negociación política y el nuevo modelo acreditan una "injerencia" de los partidos y del propio Gobierno con "graves consecuencias", tal y como ha informado hoy viernes El Mundo.

Francisco de Vitoria
lleva a los tribunales las últimas designaciones del Consejo efectuadas según el sistema impulsado por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, con "la esperanza de que de tales recursos pueda surgir un pronunciamiento judicial sobre la ilegitimidad de tales nombramientos y, en el mejor de los casos, sobre la inconstitucionalidad del procedimiento diseñado en la Ley Orgánica del Poder Judicial para ello".

Al "estupor" derivado del "cambalache de la negociación política" entre PSOE y PP en la última renovación, se suma el hecho de que se haya procedido a elegir a un presidente del Tribunal Supremo y del CGPJ, Carlos Lesmes, que "desde hacía mucho tiempo venía siendo mencionado como persona de confianza del ministro de Justicia y por ende del Gobierno de España".

"No siendo la primera vez que tenemos conocimiento de la identidad del futuro presidente por los medios de comunicación antes de que se proceda a su efectiva elección, lo que supone una evidente perversión del sistema de elección", ha agregado.

Definitivamente, a Gallardón se le acumula el trabajo. Y el descontento del sector judicial es manifiesto. Pero eso le pasa al Gobierno por no respetar sus promesas electorales de garantizar la independencia judicial...

Andrés Velázquez
[email protected]